1. home
  2. /Tecnología

Adiós al cargador del iPhone: el Parlamento Europeo aprueba el cargador universal

El fabricante más afectado será Apple, que lleva usando su propio cargador Lightning desde 2012

2 Minutos de lectura
Cable USB C aprobado por el Parlamento Europeo

El conector USB de tipo C será el cable estándar para cargar dispositivos a partir de 2024

© GettyImages

El mundo de los smartphones está a punto de cambiar para siempre. A partir de 2024, todos los fabricantes deberán adaptarse a la nueva norma europea, que regula el uso de un estándar para la carga de teléfonos inteligentes y otro tipo de aparatos electrónicos.

Tienda de Apple
Apple tendrá que cambiar, por ley, el conector de sus dispositivos ©GettyImages

La medida tiene como objetivo simplificar la forma en la que los usuarios cargan sus dispositivos. Para ello, se introduce el estándar USB de tipo C. Si bien la mayoría de los fabricantes ya estaban optando por este tipo de conector, todavía quedaba una empresa rezagada: Apple. En otras palabras, si tienes un iPhone, la medida te afecta, y mucho.

Cargador universal para 2024

Según ha explicado el Parlamento Europeo a través de un comunicado de prensa, “antes de que acabe 2024, todos los teléfonos móviles, tabletas y cámaras que se vendan en la UE deberán incorporar un puerto de carga USB tipo C”. La medida se extenderá también a los ordenadores portátiles “a partir de la primavera de 2026”.

Así lo ha aprobado este martes el pleno con abrumadora mayoría: 602 votos a favor, 13 en contra y 8 abstenciones. La iniciativa se enmarca dentro de una estrategia más amplia de la Unión Europea, encaminada a “reducir los residuos electrónicos e informar a los consumidores de manera que puedan tomar decisiones más sostenibles”.

Esto supone que los usuarios ya no necesitarán un cargador diferente para cada dispositivo nuevo. “Gracias a la legislación aprobada, los consumidores podrán utilizar un único cargador para una variedad de aparatos electrónicos portátiles de formato pequeño y mediano de nueva adquisición, que deberán llevar integrado un puerto USB tipo C”, explica el organismo.

Las ventajas del USB-C

Este puerto cuenta con un diseño reversible, es decir, se puede enchufar al derecho o al revés sin problema. Además, permite una potencia de carga de hasta 100 watios, por lo que es compatible con la carga rápida, incluso para ordenadores portátiles.

Una mano sosteniendo un smartphone
El conector USB-C ofrece muchas ventajas con respecto al resto de opciones ©GettyImages

En cuanto a la velocidad de transferencia de datos, el USB-C deja por los suelos a los anteriores formatos. Es capaz de transferir datos hasta 10 GB por segundo y las versiones con el estándar Thunderbolt pueden llegar hasta los 40 GB por segundo. Para ponerlo en contexto, podrías descargar toda la información de un smartphone con almacenamiento de 256 GB en poco más de seis minutos.

Apple, el principal afectado

Como decíamos, son muchos los fabricantes que ya se han adaptado al estándar de USB-C. Sin embargo, Apple sigue usando su propio conector, denominado Lightning, presente en los iPhone desde 2012. Una decisión que le ha permitido seguir su propio camino en la industria, pero que terminará en 2024, cuando tendrá que adaptarse a la normativa europea.

En este sentido, todo parece indicar que podríamos ver los primeros iPhone con puerto USB-C el próximo año. Si bien Apple podría optar por lanzar una versión diferente en el continente europeo y otra para el resto del mundo, lo más probable es que acabe adoptando el estándar en los teléfonos de nueva generación.