1. home
  2. /Tecnología

Jack Dorsey, el CEO y fundador de Twitter que solo come una vez al día, renuncia a su cargo

De aspecto desaliñado y vida austera, el emprendedor estadounidense será sustituido por Parag Agrawal, actual director técnico de la red social

3 Minutos de lectura
Jack Dorsey

Jack Dorsey, de 45 años, quien ha renunciado a su cargo como CEO de Twitter

© GettyImages

El director ejecutivo de Twitter, Jack Dorsey, acaba de dar por finalizada una de las etapas más importantes de su vida. El emprendedor estadounidense, quien cofundó la popular red social del pajarito azul en 2006, ha decidido renunciar al cargo y así lo ha dado a conocer a través de una carta. “Finalmente es hora de que me vaya”, afirmaba Jack. “He decidido dejar Twitter porque creo que la compañía está lista para dejar atrás a sus fundadores”, añadía el CEO antes de darse una palmadita en la espalda al señalar que “no hay muchos fundadores que elijan su empresa por encima de su propio ego”.

Jack Dorsey
Con un piercing en la nariz y varios tatuajes, Dorsey ha llegado a ejercer como modelo, pero se identifica como un hombre “muy tímido” ©GettyImages

Dorsey, quien había recibido presiones de parte de algunos inversores para que renunciara porque querían un director ejecutivo exclusivo, también da a conocer a su sustituto el actual director técnico de la red social, Parag Agrawal, en el que aseguro tener una “profunda” confianza y a quien está “muy agradecido por su habilidad, corazón y alma“. ”Es su momento de liderar“, señaló Jack.

Dorsey, de 45 años, cofundó la empresa junto a Biz Stone, Evan Williams y Noah Glass en 2006. Sin embargo, Dorsey se convirtió en la cara visible de la empresa, ya que fue él quien publicó los primeros tuits sobre el servicio y quien más tiempo estuvo al mando como director ejecutivo. Decidió dejar el cargo en 2008 y fundó la aplicación de pagos digitales Square, que también se convirtió en una empresa multimillonaria. Pero en 2015 regresó de nuevo a su puesto de director en Twitter después de que el entonces director ejecutivo Dick Costolo renunciara a su puesto.

En Twitter han implementado el teletrabajo permanente
Posee, según Forbes, una fortuna valorada en 4.400 millones de dólares (3.990 millones de euros) ©GettyImages

A pesar del anuncio de su marcha, Jack seguirá siendo miembro de la cúpula directiva de la compañía hasta que expire su mandato en la junta de accionistas de 2022, pero se hará a un lado como presidente, y el actual miembro de la junta, Bret Taylor, asumirá esas responsabilidades. Una vez que termine su mandato, Dorsey le dijo al personal que dejará la empresa por completo.

Los pedidos de renuncia de Dorsey empezaron en 2020 desde la firma de inversión Elliott, que posee una cantidad significativa de acciones de Twitter. La compañía sugirió que era mejor que hubiera un director ejecutivo a tiempo completo con solo una empresa para administrar.

El cambio de liderazgo viene junto con varias otras modificaciones en la junta directiva de Twitter, incluido el nombramiento de Bret Taylor, que ya era parte de la junta y es un exempleado de Google y Salesforce, como nuevo presidente. “Quiero dar las gracias a Jack por su liderazgo visionario y su implacable dedicación en Twitter desde su fundación”, dijo Taylor

Un CEO muy austero

Con una fortuna valorada en 3.990 millones de euros se podría pensar que el hasta ahora CEO de Twitter llevara una vida de auténtico lujo, sin embargo, nada más lejos de la realidad. Jack no desayuna ni almuerza, solo cena; en concreto, un proteína (un poco de carne o pescado), ensalada y, de postre, fruta o chocolate negro. Lo hace por una clara convicción: “Durante el día, me siento mucho más concentrado”. Además, va todos los días andando al trabajo, lo que le lleva una hora y media cada día y le ayuda a quemar calorías.

US-BITCOIN-CONFERENCE
Dorsey fue vegano durante dos años, pero cambió a la dieta paleo ya que se dio cuenta de que su aspecto no era del todo saludable ©GettyImages

No cuenta con ningún entrenador personal y para mantenerse en forma usa una aplicación móvil para hacer ejercicio en casa. Además, trata de dedicar a la meditación “dos horas todos los días” y, en alguna ocasión, se ha marchado a Myanmar a practicar una especie de retiro espiritual budista llamado ‘vipassana’, que él describe como un “un trabajo físico y mental extremadamente doloroso y exigente”.