1. home
  2. /Tecnología

¿Quién es Nick D’Aloisio? El nuevo niño prodigio de las apps

Este jovencísimo empresario de 25 años es uno de los nuevos ricos más aclamados de Sillicon Valley

3 Minutos de lectura
¿Quién es Nick D’Aloisio? El nuevo niño prodigio de las apps

Con menos de 30 años ya ha cerrado dos ventas millonarias a Yahoo! y Twitter

© GettyImages

¿Qué tienen en común empresarios multimillonarios como Mark Zuckerberg o Elon Musk? Podríamos decir muchas cosas, pero seguro que la visión de negocio y el espíritu emprendedor serían dos elementos en común. Todo esto, y mucho más, es lo que atesora Nick D’Aloisio.

¿Quién es Nick D’Aloisio? El nuevo niño prodigio de las apps
Después de vender su app a Yahoo! con 17 años, este niño prodigio continuó sus estudios en informática y filosofía ©GettyImages

Y es que el mundo de la tecnología a veces nos sorprende con historias que parecen sacadas del guion de una película de Hollywood. Este es el caso de este joven prodigio que acaba de vender su segunda empresa tecnológica con tan solo 25 años.

Un emprendedor precoz

La historia de Nick comienza hace años, cuando este niño prodigio se empezó a familiarizar con la programación y el desarrollo de apps. Con solo 15 años ya había logrado dar vida a Summit, una tecnología de integración de software por la que se interesaron varios gigantes tecnológicos.

Newest Innovations In Consumer Technology On Display At 2014 International CES
D’Aloisio es uno de los millonarios ‘hecho por sí mismo’ más jóvenes de la historia ©GettyImages

Con esa edad se convirtió en la persona más joven en cerrar una ronda de financiación multimillonaria, en la que participaron socios comerciales como Li Ka-Shing, Rupert Murdoch, Ashton Kutcher, Stephen Fry o Yoko Ono, entre otros.

Finalmente, antes de cumplir la mayoría de edad, vendió su empresa a Yahoo! por 30 millones de dólares (casi 26 millones de euros). Una proeza que no le quitó las ganas de seguir creando.

El negocio de Sphere

Su siguiente reto fue repetir la hazaña con la empresa Sphere. Esta app es una especie de red social que conecta a usuarios interesados en temas comunes que cerrará este mes de noviembre.

¿Quién es Nick D’Aloisio? El nuevo niño prodigio de las apps
Twitter no dudó en hacerse con la prometedora app de Nick D’Aloisio ©GettyImages

Lejos de detener su producción, la empresa ha sido adquirida por Twitter para mejorar su sistema de recomendaciones. Aunque el precio aún no ha sido revelado, podemos imaginar que la cifra será similar a su primera venta, dado el músculo económico del comprador.

La proeza con la que algunos empresarios solo sueñan es ya una realidad para este joven que, ahora con 25 años, es uno de los desarrolladores más conocidos en el mundo de la tecnología y uno de los nombres propios de Silicon Valley.

Una historia tecnológica

Nick D‘Aloisio nació en Australia, pero se mudó con su familia a Wimbledon, uno de los barrios más exclusivos de Londres. De familia acomodada, sería en el Reino Unido donde daría vida a todos sus proyectos empresariales desde que tenía 12 años. De hecho, con esta edad ya subía alguna de sus creaciones a la App Store.

DLD Conference 2012 - Day 2
Nick comenzó a programar con 15 años y a sus 25 ya va camino de convertirse en uno de los rostros más brillantes de Silicon Valley ©GettyImages

Pero D‘Aloisio tenía planes mucho mayores que desarrollar y vender sus apps en la tienda virtual de Apple. Así, tres años después logró suscitar el interés de Yahoo! en su última creación: Summly. Esta aplicación para móviles, desarrollada en su propia habitación, se basa en una tecnología que permite reducir el tamaño de las noticias para hacerlas más fáciles de consumir en una pantalla de smartphone.

Así, antes de terminar sus estudios de secundaria en el exclusivo King‘s College School de Londres, Nick logró vender Summly por una suma millonaria. Y el resto, como suele decirse, es historia. Una vez que finalizó sus estudios se incorporó a la Universidad de Oxford para continuar con su formación en informática y filosofía actualmente es estudiante de doctorado. ¿Quién sabe hasta dónde llegará?