1. home
  2. /Tecnología

La increíble tecnología inspirada en los percebes que permitirá curar heridas en cuestión de segundos

Se trata de un nuevo compuesto que promete revolucionar la medicina tal y como la conocemos

2 Minutos de lectura
Esta tecnología inspirada en los percebes que permitirá curar heridas

Estos curiosos crustáceos podrían encerrar el secreto mejor guardado de la medicina

© GettyImages

El campo de la cirugía es uno de los que más ha avanzado en los últimos años, sobre todo gracias a la tecnología. Actualmente, las operaciones más complejas ya se realizan con la ayuda de robots, cámaras de alta precisión e incluso sistemas de inteligencia artificial capaces de guiar al cirujano durante la intervención.

Esta tecnología inspirada en los percebes que permitirá curar heridas
Los percebes son muy complicados de recolectar, dado que se adhieren a las rocas con un potente ‘pegamento’ ©GettyImages

Y ahora, todo parece indicar que un nuevo compuesto podría llegar a convertirse en el más útil conocido hasta la fecha para ayudar a cicatrizar heridas. Se trata de un ‘pegamento’ especial que está inspirado (agárrate) en los percebes. Estos pequeños crustáceos tan abundantes en la costa gallega podrían encerrar la clave para una curación mucho más rápida de los tejidos humanos.

Una investigación en curso

Así lo cree el equipo de investigadores del archiconocido MIT (Instituto Tecnológico de Massachusetts) capitaneado por Hyunwoo Yuk. Durante los últimos siete años, este grupo de investigadores ha estado desarrollando un enfoque completamente diferente para detener el sangrado de las heridas: un pegamento natural.

Según explican en declaraciones a Wired, los percebes tienen una solución evolutiva al problema de adherirse a superficies que son resistentes, como las rocas. En un estudio publicado este mes en Nature Biomedical Engineering, su equipo demostró cómo este pegamento es capaz de detener el sangrado rápidamente.

“Para nosotros, todo es una máquina, incluso un cuerpo humano”, explica Hyunwoo Yuk. “Esta máquina puede llegar a funcionar mal, rompiéndose o degenerándose, y ahora tenemos una nueva forma mecánica de solucionarlo”.

Según recientes estudios, casi dos millones de personas mueren al año por pérdida de sangre, unas veces por traumatismo y otras durante una operación complicada en el propio quirófano. Pero ahora, este tipo de heridas que son propensas a las infecciones y necesitan atención urgente podrían sellarse en cuestión de segundos.

Un experimento exitoso

En sus experimentos, el equipo de Yuk trató a una serie de ratas con lesiones cardíacas y hepáticas sangrantes con productos que suelen utilizar los cirujanos. Sin embargo, el resultado fue bastante pobre, dado que las heridas seguían sangrando.

En cambio, las ratas a las que les administraron el pegamento para tratar de cortar la hemorragia fueron capaces de sobrevivir. Su evidencia, aunque todavía preliminar, es un buen augurio para los pacientes quirúrgicos humanos con trastornos sanguíneos, cardíacos e hepáticos.

Esta tecnología inspirada en los percebes que permitirá curar heridas
Este nuevo compuesto podría ser vital para salvar vidas, evitando el sangrado de las heridas en pacientes que han sufrido un traumatismo ©GettyImages

“Mi impresión general de este material es que es increíble”, indica Hanjay Wang, residente del Departamento de Cirugía Cardiotorácica de la Universidad de Stanford. “Definitivamente satisface una necesidad, especialmente en situaciones de emergencia, cuando se necesita tomar el control”, comenta.

“La fuerza impulsora de la evolución de la naturaleza es la supervivencia”, añade Yuk. “Si quieres resolver un problema, probablemente puedas encontrar un animal que ya haya evolucionado para resolverlo y los percebes llamaron nuestra atención porque son molestamente pegajosos. Se pegan a las rocas, se pegan al acero oxidado, se pega a superficies viscosas como ballenas y tortugas…”.

Gracias a ellos se está estudiando este pegamento capaz de sellar los órganos sangrantes en segundos. Una pasta que se adhiere firmemente al tejido húmedo para repeler la sangre. Una nueva puerta que se abre para los cirujanos, que esperan que esta innovación pueda ahorrar tiempo y salvar vidas.

tags: