1. home
  2. /Tecnología

La motivadora historia de dos emprendedores españoles que persiguieron el sueño americano y lograron triunfar en Silicon Valley

María Alegre y José Luis Agell han logrado vender su empresa de publicidad, Chartboost, por mas de 200 millones de euros al gigante Zynga

2 Minutos de lectura
Estos emprendedores españoles han triunfan en Silicon Valley

Después de años de esfuerzo, han conseguido una cifra multimillonaria por su proyecto empresarial

© Unsplash

Podríamos definir el sueño americano como empezar un proyecto desde cero, con ilusión y pocos recursos, para, finalmente, acabar haciéndolo crecer hasta el punto de convertirlo en una empresa viable con millones de beneficio. Y si a eso le sumamos una venta millonaria, ya tenemos una historia para el recuerdo.

Y precisamente esto es lo que han conseguido un trío de emprendedores (dos de ellos españoles) formado por María Alegre, José Luis Agell y Sean Fannan. Su sueño: montar una empresa de publicidad digital en el mercado más competitivo del mundo, el de Silicon Valley. Una empresa que ha sido comprada por el gigante de los videojuegos Zynga, que ha pagado 250 millones de dólares (unos 205 millones de euros) para hacerse con ella.

Un milagro digital

La historia de María y José Luis comienza hace 13 años, en 2008, cuando fundaron la empresa Chartboost. En ella pusieron todas sus esperanzas y se lanzaron a la piscina con un proyecto emprendedor basado en el, por entonces, incipiente sector de la publicidad digital.

Su idea era proporcionar una plataforma en la que las empresas pudieran encontrar las mejores opciones para monetizar sus contenidos a través de apps. En especial, en el mercado de los videojuegos móviles. Más de una década después, la empresa cuenta con 700 millones de usuarios mensuales y un pull de 300.000 juegos. Números de escándalo para una empresa que ha ido creciendo con el tiempo.

Monetización de videojuegos

La principal vía de negocio de Chartboost es la de los videojuegos móviles, un mercado en amplia expansión. Gracias a su plataforma, los desarrolladores pueden monetizar sus aplicaciones móviles, conectando a los anunciantes con los principales actores relevantes del sector.

Estos emprendedores españoles han triunfan en Silicon Valley
Monetizar videojuegos es el principal negocio de Chartboost, la empresa que ha sido vendida por 250 millones de dólares ©GettyImages

Además, Chartboost permite a los desarrolladores de videojuegos crear anuncios de video personalizados para promocionar nuevos juegos y permiten un control total para los desarrolladores.

Una idea brillante

La reciente adquisición de la aplicación demuestra que lo que de verdad importa a la hora de crear una empresa es tener una buena idea. Una idea por la que el gigante estadounidense de los videojuegos Zynga (responsable de juegos como Harry Potter – Puzzles and Spells o Game of Thrones – Slots Casino) ha tenido que terminar comprando. Un océano azul que ha ido cambiando con el tiempo, al igual que lo ha hecho este sector.

Desde la desaparición de los títulos físicos hasta el cambio de modelo de negocio, del juego completo que se vendía en 2008 al modelo freemium por el que apuestan ahora la mayoría de los desarrolladores. Un modelo en el que los usuarios pueden jugar gratis sin pagar nada, pero en el que ven anuncios segmentados según sus intereses.

Una idea que vale, probablemente, una jubilación multimillonaria para estos dos emprendedores. Aunque quién sabe si volverán a intentar el asalto a Silicon Valley.