1. home
  2. /Tecnología

De servir cañas a firmar libros: los brazos robóticos se cuelan en nuestras vidas

Grandes autores internacionales como Isabel Allende firman a distancia por el día de San Jordi gracias a esta tecnología

2 Minutos de lectura
TU OTRO DIARIO
Sant Jordi

Los autores firmarán desde la comodidad de sus casas gracias al brazo robótico que les permitirá realizar los trazos a kilómetros de distancia

© EuropaPress

¿Qué grandes escritores internacionales no pueden viajar a España para firmar en el día de San Jordi por la pandemia? No hay problema, lo hacen a distancia. Sí, firman en directo a sus lectores desde la otra punta del mundo. ¿Cómo? Con brazos biónicos que controlan desde su ordenador. Es la innovadora alternativa organizada por la cooperativa cultural Abacus y la editorial Penguin Random House para que los encuentros entre autores y ciudadanos sean lo más cercanos posibles.

Escritora
Isabel Allende firma con el brazo robótico uno de sus libros desde California, Estados Unidos, donde reside ©Abacus cooperativa

Los brazos biónicos llevan años ya siendo de gran ayuda a cientos de personas que carecen de alguna de estas extremidades, permitiéndoles hacer vida prácticamente normal. Tras la pandemia han demostrado que su utilidad puede ir mucho más allá e incluso se pueden usar para servir cervezas y evitar el contacto entre camarero y cliente en los bares, el invento de una empresa sevillana que permitía dispensar unas 600 cañas en una hora.

Ahora, además, estos robots permiten que las firmas por el día de San Jordi sean casi como las de antaño, con lectores llevándose su libro firmado por el autor del mismo tras hablar con él cara a cara. Esta vez, eso sí, ha tenido que ser a través de una pantalla, pero eso no ha sido impedimento alguno para que las figuras literarias pudieran estampar su firma en las obras.

Autores internacionales de la talla de Isabel Allende, Alex Michaelides, Jonas Jonasson, el sueco Niklas Natt och Dag, el filósofo israelí Yuval Noah Harari o el francés Pierre Lemaitre, se han unido a la firma de libros a distancia en el Espai Abacus de Barcelona. Han disfrutado de tan peculiar experiencia 50 lectores elegidos mediante sorteo y que han asistido a una de las dos sesiones organizadas este lunes y este martes. El evento ha sido todo un éxito.

Sant Jordi
50 amantes de la lectura han sido elegidos a sorteo para participar en esta experiencia tecnológica y, sobre todo, literaria ©GettyImages

Así lo cuenta con emoción Patricia, una de las premiadas que reside en la capital catalana. Ella quiere regalarle el libro a su abuela, una mujer de 94 años muy independiente que vive en Italia. Patricia, porta un libro en sus manos que dice recordarle a la anciana y espera que, cuando la situación le permita viajar, entregarle personalmente el ejemplar firmado a su abuela.

El brazo robótico DexArm es capaz de reproducir movimientos y el trazo de los autores sobre un libro, permitiendo el disfrute de la popular experiencia cultural catalana en su máximo esplendor. El DexArm también permite coger o imprimir en 3D y es una herramienta con funcionalidad educativa que familiariza a los jóvenes con las posibilidades de la industria digital.

Miguel Àngel Oliva, director general de Abacus -una cooperativa que promueve la experiencia y el consumo cultural-, ha señalado que su objetivo es que “Sant Jordi sea más Sant Jordi”. Así, “esta firma telemática muestra cómo de forma creativa se pueden salvar las distancias y barreras”.

tags: