Avi, el adolescente que ha dado la espalda a la oportunidad de hacerse millonario con la pandemia

Ha creado uno de las webs de rastreo de coronavirus más populares del mundo y ha recibido ofertas de hasta 8 millones por ella

2 Minutos de lectura

20 de Mayo 2020 / 18:38 CEST

Grandes tecnológicas han ofrecido a Avi Schiffmann, de 17 años, hasta 7,28 millones de euros por su web

© GettyImages

Avi Schiffmann es un chico estadounidense que -desde su habitación, en casa de sus padres- ha creado uno de los sitios webs de mayor éxito en todo el mundo durante la pandemia de coronavirus. Con unos 30 millones de visitas al día, grandes empresas le han hecho suculentas ofertas, pero él se ha mantenido firme y las ha rechazado: “Solo tengo 17 años, no necesito 8 millones de dólares (7,28 millones de euros)”, explica en unas declaraciones recogidas por Business insider, en referencia a la mayor propuesta de compra de su proyecto recibida en estos meses. “No quiero ser un especulador”.

Con más de 700 millones de usuarios únicos, la web de Avi, ncov2019.live, tampoco tiene publicidad. Se mantiene con microdonaciones privadas de 3 euros. A quienes han contribuido, les agradece, desde su perfil de Twitter, el apoyo “para ayudar a mantener el sitio”, cuyo objetivo “siempre ha sido difundir información en todo el mundo sobre la pandemia en curso, y no para ganar dinero”, añade. “Habrá oportunidades para eso en el futuro” gracias a todas las oportunidades y contactos que ha conseguido a raíz de esta genial idea y que son “mucho más valiosos que el dinero”.

  
 
 
 
 
 
 
Ver esta publicación en Instagram
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

 change da world my final message 🌏🌎🌎

 

Una publicación compartida de Avi Schiffmann (@avischiffmann) el

 

Aunque él mismo reconoce que no es precisamente un buen estudiante, ha demostrado ser brillante fuera de las aulas. Mantiene sin ayuda de nadie el sitio web (únicamente ha contado con apoyo profesional para el diseño) y asegura que ha llegado a estar más de 50 horas seguidas trabajando. Confiesa que para eso tuvo que faltar a las clases online de su instituto, pero es por una buena causa.

El contenido de la página, en el que radica su rotundo éxito, consiste en ofrecer en tiempo real la evolución de la pandemia en todos los países del mundo, además de datos como el índice de supervivencia de los contagiados en función de determinados parámetros, como la edad o las patologías previas con las que cuenten.

Este trabajo “se ha apoderado de mi vida”, relata en Business insider, pero añade que asume “con mucho gusto” la presión. Eso sí, espera que esa presión “se encuentre en la Organización Mundial de la Salud en el futuro” para crear una herramienta como esta porque “la responsabilidad no debería caer en un chico cualquiera”.