1. home
  2. /Ocio

De triunfar en EE.UU. con el baloncesto a ‘youtuber’ de éxito: hablamos con Oriol Tres, embajador de la NBA

Conocido en las redes sociales como Tresco Ball, fue una de las grandes promesas del baloncesto español

5 Minutos de lectura
Youtuber

Oriol Tres formó parte de la cantera del Barça y dio el salto a Estados Unidos para jugar al baloncesto en primer nivel

© Imagen cedida por 2btube

Oriol Tres fue una de las grandes promesas del baloncesto español, formó parte de la cantera del Barça y acabó dando el salto para crecer en el bascket profesional en Estados Unidos. Reconoce que fue duro regresar a España y no jugar al nivel que lo hacía antes, pero seguir estudiando y abrir su canal de Youtube le devolvieron lo que necesitaba para ser feliz. Hoy, aúna sus dos grandes pasiones en su trabajo e, incluso, ha sido nombrado ‘embajador de la NBA’ gracias a sus vídeos. Por eso, y por muchas otras cuestiones que nos cuenta en una entrevista a Tu Otro Diario, no cambiaría por nada la libertad y las experiencias que le aporta ser una figura relevante de las redes: “La elección está clara”, nos dice.

Youtuber
Tresco Ball, como se presenta en sus perfiles, asegura que no cambiaría su trabajo en las redes por nada ©Imagen cedida por 2btube

-¿Cómo pasaste del baloncesto profesional a dedicarte a YouTube?

Cuando volví de Estados Unidos, jugué un tiempo a nivel profesional en Fuenlabrada pero me retiré porque la experiencia no fue tan buena como esperaba. Empecé a estudiar la carrera de Administración y Dirección de Empresas y el hecho de tener una rutina, me ayudó mucho, porque me entraron ganas de emprender un proyecto nuevo. De ahí surgió la idea de crear un canal de YouTube. Al principio era un hobbie, pero poco a poco se fue convirtiendo en lo que hoy en día es mi trabajo.

-Si te dieran a elegir entre baloncesto y las redes, ¿con qué te quedarías?

Yo tengo claro que jugando baloncesto nunca hubiera llegado a ser un jugador profesional al nivel que me hubiera gustado. Y, después de conocer el mundo de las redes y de vivir todas las experiencias que este sector me aporta, sobre todo por la variedad de cosas que hago y la libertad que esto me otorga (de trabajar las horas que quiero e invertir el esfuerzo que yo considero) la elección está clara. Además, otra cosa que valoro mucho es que, en el mundo de las redes sociales los resultados dependen 100% de mí, tanto sean buenos como sean malos; y eso es algo que me gusta.

-¿Qué supuso para ti vivir en Estados Unidos en busca de tu sueño?

Mis dos años en Estados Unidos fueron geniales y la verdad es que me aportaron muchísimo. Ha sido un sueño cumplido porque, con 12 años, lo que más deseaba era ir a ese país, conocer cómo era la cultura americana y cómo se vivía allí el baloncesto. Siempre digo que lo más me llevé de ese viaje fue a nivel personal, a creer en mí mismo; algo que me ha servido en todos los proyectos en los que he estado. Por supuesto, como todas las experiencias, hubo cosas buenas y malas, pero siempre me quedo con lo bueno.

-Y ¿el regreso a tu país?

Bueno, el regreso no fue fácil. Cuando me fui era un jugador importante del Barcelona en categorías inferiores y en la vuelta, sentía que había dejado de ser ese jugador relevante. Y bueno, como he contado antes, mi experiencia profesional en Fuenlabrada no fue la deseada. Así que, a nivel de baloncesto fue duro. Pero volver a estudiar y mi canal de YouTube fueron dos proyectos que me motivaron muchísimo y me devolvieron ese brillo que necesitaba para ser feliz y tener unos objetivos en la vida.

-En tus vídeos participan grandes figuras del basket como Ricki Rubio; ¿quién fue el primero en colaborar contigo? ¿Cómo surgió esa colaboración?

He tenido la suerte de trabajar con grandísimos jugadores de baloncesto, pero el primero y que realmente marcó un antes y un después en mí y en mi canal fue Ricki Rubio. No solo por lo que significa él para todo el baloncesto español y mundial, sino por cómo me trató y por la experiencia que nos permitió vivir. No fue un rodaje de 5 minutos, fue más de una hora explicándonos cosas dentro de la pista, y el trato que tuvo con nosotros es algo que jamás voy a olvidar. Ese vídeo es el que tengo puesto como destacado en mi canal porque es el vídeo más especial que tengo.

Youtuber
Oriol volvió a sentirse especialmente motivado tras abrir su canal de YouTube y retomar sus estudios ©Imagen cedida por 2btube

-¿Cuál es la colaboración que te ha hecho especial ilusión y por qué?

Aparte de esa colaboración con Ricki Rubio, que fue el mejor momento que he tenido y que obviamente ha sido el mejor invitado posible para mi canal, también destacaría cuando fui a Grecia y conocí, ni más ni menos que al MVP de la NBA, a Giannis Antetokounmpo, en la presentación de sus zapatillas. Aunque fue algo más corto, lógicamente por el calibre de jugador que es, también es una imagen que nunca voy a olvidar.

-Hasta ahora, ¿de qué es de lo que más orgulloso te sientes profesionalmente hablando?

No quiero que suene a tópico pero, cuando recibes mensajes de personas que no han pasado un buen momento y te dicen que tu contenido les ha ayudado a sentirse mejor o a inspirarse a jugar a un deporte como el baloncesto o cualquier otro, es de lo que más orgulloso estoy. Todos hemos pasado por momentos difíciles y usamos herramientas diferentes para salir de ellos; ser una de ellas es lo que más me enorgullece.

-¿Qué te dice tu familia del éxito alcanzado con las redes sociales?

Los padres no siempre entienden muy bien lo que hacemos los creadores de contenidos pero ellos me han apoyado en absolutamente todo. Y al principio cuando las cosas me empezaron a ir bien, ellos siempre me mantenían los pies en el suelo. Me decían que tenía que mantener los estudios, que fuera constante en lo que estaba haciendo. Y es que la perspectiva que ellos tienen de las redes sociales es muy diferente a la que tenemos las personas de mi generación.

Ahora que llevo 4 años en esto, ya saben cómo es YouTube, cómo son los comentarios, que no se tienen que llevar a lo personal lo que me puedan decir en redes… Porque, por ejemplo, antes mi madre leía todos los comentarios de la gente y, cuando me insultaban o veía malos comentarios, se preocupaba mucho y me llamaba. Ella no entendía que alguien pudiera decir cosas feas de mí… Pero con el tiempo ya está todo más normalizado y mis padres están siempre a mi lado; que es algo muy importante para mí.

-¿En qué ha cambiado tu vida desde que eres youtuber?

Ninguno de nosotros espera llegar a dedicarse a esto. Empiezas por diversión y porque te gusta, en mi caso, el baloncesto, el deporte al que he dedicado mi vida y de repente se convierte en el centro de mi trabajo pero de una forma diferente. La gran diferencia en mi vida es que ahora trabajo para mí mismo. Los límites me los pongo yo, mis éxitos son mi culpa y mis fracasos también. Es algo que puede ser muy duro a veces a nivel mental, porque te tienes que exigir muchísimo, pero a la vez es una suerte porque te puedes tomar el tiempo que necesitas para cada cosa. Si te organizas bien y tienes apoyo detrás, como en mi caso es la agencia 2btube, puedes tener un día a día muy cómodo.

Estoy muy feliz, aprendiendo mucho sobre gestión del tiempo y, cuanto mejor lo gestiono, mejor me noto yo a nivel general.

-¿Cómo te ves dentro de cinco años?

No lo sé, creo que en nuestro caso, la gente que nos dedicamos a hacer contenido en redes sociales, es muy difícil pensar incluso a qué nos vamos a dedicar el próximo año. No sé qué me va a deparar el futuro así que intento disfrutar del día a día, hacer mi trabajo lo mejor posible y sacar el mayor partido a cada oportunidad que llegue.

Intento hacer proyectos que sean sostenibles a largo plazo y estoy construyendo un perfil que sea interesante para todo el mundo y para no tener que depender siempre de publicar vídeos.