1. home
  2. /Ocio

Un zoo solo para valientes: humanos encerrados en jaulas y animales en libertad campando a sus anchas

Los interesados en disfrutar de esta aventura pasarán 45 minutos encerrados en un cubículo y rodeados de 77 leones

1 Minuto de lectura
Un espacio abierto para los animales con jaulas para los humanos

GG Conservation, localizada en Sudáfrica, es una organización que protege a estos felinos y promueve esta intrépida actividad

© GGconservation lions

Cada vez es menos frecuente acudir a un circo con animales, y con mayor frecuencia los zoológicos son denunciados por asociaciones animalistas debido a sus terribles condiciones. En la localidad de Harrismith, Sudáfrica, han optado por hacer las cosas de otra manera: han inaugurado un “zoológico inverso”, nombre empleado por la organización GG Conservation en el New York Post para referirse a este peculiar espacio. La ONG dedicada a la conservación de leones ha decidido que quienes deben estar en jaulas en la experiencia de observar a los felinos son los humanos.

Los leones son una de las especies más temidas del mundo por su rapidez y fuerza, pero también admirados por su belleza. Por ello esta atracción turística llama tanto la atención y no son pocos los valientes que se atreven a disfrutar de esta experiencia única.

Como no podía ser de otro modo, se trata de una actividad completamente segura, tanto para animales como humanos. Las jaulas están hechas de hierro y plexiglás, unosmateriales muy resistentes que permiten que los felinos se acerquen al humano sin riesgo. Tanto es así que el cubículo podría aguantar incluso si el león optase por subirse encima de la jaula.

Los leones de esta reserva son 77 y todos provienen de ambientes en los que estaban en cautividad, por lo que esta nueva forma de interacción supone “un estímulo mental y físico” para ellos, asegura la directora, Suzanne Scott, en el citado medio.

Felino
Los leones son unos de los depredadores más temidos del planeta ©GTres

Los interesados en disfrutar de esta aventura pasarán 45 minutos en la jaula por un precio que varía entre los 112 y 168 euros. Esta asociación sin ánimo de lucro depende de donaciones para seguir funcionando; la idea de las tarifas viene motivada para ayudar a cuidar y alimentar a los leonesque se encuentran a su cargo.

Sin duda, una gran experiencia, sobre todo para apasionados de las cámaras, ya que dentro de los cubículos existen ventanas fotográficas donde podrán sacar la mejor instantánea.

tags: