1. home
  2. /Ocio

Desde lanzar platos hasta poner huevos debajo de la cama: así despiden el año en otros países

En España comemos doce uvas al ritmo de las últimas campanadas, pero no es la única costumbre que existe

2 Minutos de lectura
El 31 de diciembre hay diferentes tradiciones

En España se despide el año comiendo doce uvas al ritmo de las campanadas que marca el reloj de la Puerta del Sol

© GettyImages

Estamos ya a punto de despedir el año, un momento en el que recuperamos tradiciones que tienen una historia detrás. En España, por ejemplo, comemos doce uvas a media noche debido a un excedente de producción que hubo en Alicante a principios del siglo XX. En Italia, por su parte, abren las puertas y ventanas para alejar los malos espíritus y comen lentejas como símbolo de una vida sana y larga. ¿Qué otras costumbres existen para el 31 de diciembre?

Dinamarca

Dentro de Europa nos encontramos ejemplos bastante curiosos. Por ejemplo, en Francia no existen las campanadas y en Dinamarca, a medianoche, saltan encima de una silla y lanzan platos contra las puertas de las casas de sus amigos, familiares y allegados en señal de afecto. El objetivo de ambos gestos es atraer la buena suerte y en el caso de la vajilla, cuantas más se rompan, mejor será la dicha en el año que estrenan.

El 31 de diciembre hay diferentes tradiciones
En Estados Unidos es tradición besar a alguien a medianoche para evitar 365 días de soledad©GettyImages

Estados Unidos

Cruzando el Atlántico y poniendo rumbo a Estados Unidos nos encontramos con todo un clásico del 31 de diciembre: el reparto de besos, que este año estará limitado a causa del coronavirus. Los estadounidenses creen que si no entran en el nuevo año besando a alguien tendrán 365 días de soledad. A esta tradición hay que sumar la de cantar el ‘Auld Lang Syne’ (‘Por los viejos tiempos’) cuando se acerca la medianoche: se trata de una balada escocesa muy antigua que habla sobre la amistad y los actos llenos de bondad de tiempos pasados. En EEUU suele estar presente para marcar finales, despedidas y nuevos comienzos.

Perú, Chile, Uruguay y Brasil

En Perú, por su parte, despiden el año de la misma manera que en España: comiendo doce uvas al ritmo que marcan las últimas doce campanadas del reloj. En el país de América del Sur tienen, además, otras costumbres semejantes a las de aquí: llevan ropa interior de un color concreto, en este caso amarillo, y tienen que ponérsela del revés. Por otro lado, en algunas zonas de esta nación colocan un huevo debajo de la cama y el día 1 lo abren para interpretar lo que dice el dibujo formado por la yema.

El 31 de diciembre hay diferentes tradiciones
En muchos países de América del Sur también comen una docena de uvas el 31 de diciembre©GettyImages

En Chile barren las casas para eliminar la mala energía y aquellos que quieren viajar durante el año, cogen una maleta y se pasean por su vivienda con ella. En Uruguay es tradición lanzar agua con un cubo por la ventana para espantar lo negativo y llenarse de positivismo. En Brasil se visten de blanco, el color de la paz, la pureza y la inocencia: una tradición que les garantiza un año colmado de felicidad.

China y Japón

En el país del sol naciente tienen algo parecido a las campanadas: los monasterios budistas tocan 108 ‘joya no kane’ para eliminar los pecados humanos. En China, por su parte, el año empieza con la segunda luna nueva tras el solsticio de invierno. O lo que es lo mismo: entre el 21 de enero y el 20 de febrero. Se trata de una celebración que dura varios días y en la que predomina el color rojo: no en vano, cada puerta principal se pinta de este tono que simboliza la felicidad y la buena fortuna. A esto se unen fuegos artificiales, desfiles con dragones…

tags: