1. home
  2. /Noticias

Encuentran dentro de unos bidones a un recién nacido abandonado en un descampado de Alicante

En un primer momento parecida estar sin vida, pero enseguida lo reanimaron y lo trasladaron a un hospital

2 Minutos de lectura
Abandonado en un descampado de San Isidro, Alicante

Un agente de la Guardia Civil lleva en brazos al bebé tras sacarlo del interior de unos bidones

© Guardia Civil / Europa Press

Un conductor de camión que circulaba por un descampado aledaño a un polígono industrial vio a una mujer caminando con las piernas manchadas de sangre y con una especie de hatillo de mantas en sus brazos que, además, se dirigía a una casa en ruinas. El hombre llamó de inmediato a la Guardia Civil que, al llegar al lugar, encontraron a un bebé recién nacido dentro de unos bidones.

Bebé recién nacido
El recién nacido ha sido trasladado al hospital con síntomas de deshidratación ©GettyImages

Ha ocurrido en la localidad alicantina de San Isidro y, gracias a ese hombre, los agentes de la Benemérita han podido rescatar al bebé. Antes que a él, encontraron a la madre, aparentemente en buen estado, que negaba con rotundidad la historia aportada por el testigo. También se negaba a ser asistida por el equipo sanitario que había acudido al aviso junto a la patrulla de la Guardia Civil.

Sin embargo, los agentes encontraron contradicciones en las afirmaciones de la mujer, que les acompañó hasta la casa en ruinas en la que había pernoctado. Tras inspeccionar la zona y caminar largo rato a pleno sol, a unos cien metros de la casa semiderruida, la patrulla ha hallado unas mantas en una zona en la que daba de lleno el sol y dentro estaba el bebé recién nacido, que aún conservaba el cordón umbilical.

En un primer momento pensaban que la criatura estaba sin vida. Tras comprobar sus constantes vitales, le realizaron un palpeo superficial y el niño reaccionó, por lo que se hizo cargo de él de inmediato el equipo sanitario. Aunque estos comprobaron que presentaba síntomas de deshidratación, ya respiraba con normalidad y parecía encontrarse bien. La ambulancia lo trasladó hasta el hospital, dónde ha sido ingresado en la unidad de neonatos. El personal de enfermería del hospital ha bautizado al bebé como Noa.

Recién nacido
La criatura, a la que los enfermeros llaman Noa, se encuentra bajo tutela de la Generalitat y será la Fiscalía de Menores quien decida dónde deberá ser acogida ©GettyImages

De momento sigue ingresado, si bien su estado de salud general es bueno. Los hechos han sido puestos en conocimiento de la Fiscalía de Menores, que decidirá el destino del recién nacido. De momento, se encuentra bajo la tutela de la Generalitat.

La madre detenida, de 39 años y nacionalidad suiza, ha pasado a disposición del Juzgado de Orihuela, que ha decretado el ingreso en prisión provisional. Se le imputa un delito de abandono de menores. Las diligencias han sido instruidas por el Equipo de Policía Judicial de Guardamar y puestas a disposición de la Autoridad Judicial.

tags: