1. home
  2. /Noticias

Alerta sanitaria por la posible presencia de Salmonella y Cronobacter en dos tipos de leche infantil

La contaminación se ha detectado en dos productos: Similac Alimentum y Similac Elecare, de Abbot Laboratories, fabricadas en Estados Unidos

2 Minutos de lectura
Leche infantil

La alerta es motivada por la posible presencia de dos bacterias, Cronobacter sakazakii y Salmonella newport

© EuropaPress

La Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición (AESAN) ha informado de que la Comunidad de Madrid ha notificado la posible presencia de ‘Cronobacter sakazakii’ y ‘Salmonella Newport’ en dos leches infantiles especiales, Similac Alimentum y Similac Elecare, aunque por el momento no hay constancia de ningún caso asociado en España.

Bebé
Se trata de unos preparados especiales, que se distribuyen en farmacias y en hospitales de toda España ©GettyImages

Esta información ha sido trasladada por la empresa Abbott Laboratories, que ha procedido a la retirada voluntaria de estas dos leches infantiles especiales, fabricadas en la planta de Sturgis Michigan (Estados Unidos), tras haber recibido cuatro reclamaciones de consumidores estadounidenses relacionadas con ‘Cronobacter sakazakii’ y ‘Salmonella Newport’ en bebés.

En concreto, los lotes afectados de Similac Alimentum 400g son 25659Z261 (caducidad 01 2023), 28123Z261 (caducidad 04 2023), 30283Z262 (caducidad 06 2023), 31410Z204 (caducidad 07 2023) y 33688Z201 (caducidad 09 2023). En el caso de Similac Elecare 400g los lotes son 25557Z203 (caducidad 07 2022) y 30374Z202 (caducidad 12 2022),

Según la información de la AESAN, la distribución ha sido exclusivamente a través de canal farmacia y hospitales de todas las comunidades autónomas.

La ciencia ha demostrado que pueden tener padres diferentes
Si has comprado o tienes en casa alguno de estos productos, comprueba los lotes, y si están entre los afectados, deja de dárselo al bebé y llévalo al punto de compra ©GettyImages

Abbott ha contactado con los almacenes de distribución, hospitales, centros de salud y servicios de farmacia de los hospitales que compran dichos productos para frenar su distribución y proceder a la devolución de las unidades que aún siguen en ‘stock’.

La AESAN recomienda a las personas que tengan en su domicilio productos afectados por esta alerta, se abstengan de consumirlos y los devuelvan al punto de compra.

¿Cuál es el riesgo?

Tal y como h a explicado la Ocu (La Organización de Consumidores y Usuarios), la Cronobacter sakazii es una bacteria que ya ha estado involucrada en otros brotes de intoxicaciones de leches infantiles, evoluciona con síntomas inespecíficos, pero podría llegar a causar infecciones más graves en los bebés, pero podría acabar provocando septicemia o meningitis. La salmonellosis, por su parte, es una toxiinfección más conocida (en los últimos años ya hemos dado a conocer otros casos de contaminación por Salmonella en lactantes), y puede causar gastroenteritis, con fiebre, vómitos, diarrea... que en el caso de los bebes se puede complicar ya que se deshidratan con facilidad.