1. home
  2. /Noticias

El poderoso presidente de la CNN, Jeff Zucker, obligado a dimitir por un ‘affaire’

Se le reprocha no haber comunicado a la empresa el inicio de una relación sentimental con una compañera de trabajo

3 Minutos de lectura
CNN Heroes - Red Carpet

Jeff Zucker, presidente de CNN, comenzó una relación sentimental con Allison Gollust, vicepresidenta de la cadena, al inicio de la pandemiat, estando ya separado

© GettyImages

Jeff Zucker era, hasta ahora, uno de los hombres más poderosos de Estados Unidos. Presidente de la cadena de noticias CNN desde 2013 y, anteriormente, de la NBC, se movía en los círculos más altos del país. En el plano personal, se divorció hace tres años y, durante la pandemia, inició una relación sentimental con quien había sido su mano derecha en el trabajo en los últimos 20 años (trabajaron juntos también en la NBC): Allison Gollust, vicepresidenta y jefa de marketing de la CNN. Ella también estaba separada; ¿dónde está entonces el problema? En que contraviene las normas de la empresa. Romperlas ha supuesto el fin de la carrera profesional de Zucker, que se ha visto obligado a dimitir.

Allison Gollust y Billy Hult
Allison Gollust, en una imagen de archivo junto a su exmarido, Billy Hult, con quien tiene dos hijas ©GettyImages

Es común en grandes empresas estadounidenses que no esté permitido que dos empleados establezcan una relación sentimental (y más si uno de ellos tiene un cargo superior al otro)  porque se entiende que eso podría dar lugar a favoritismos frente a otros compañeros. Por eso, el presidente y la vicepresidenta de la CNN mantenían oculto su incipiente noviazgo, que ha salido a la luz a raíz de un caso mucho más grave: la investigación en torno a Chris Cuomo, presentador de la cadena, por dar, presuntamente, directrices sobre cómo abordar la información en torno a su hermano, el gobernador Andrew Cuomo, para favorecerle en las acusaciones de acoso sexual.

Pues bien, los abogados del presentador comunicaron a los altos ejecutivos de WarnerMedia, propietaria de CNN, que tenían en su poder conversaciones entre Zucker, Gollust y Andrew Cuomo, para quien la segunda en discordia trabajó como directora de Comunicación en 2012. La cuestión es que en esas conversaciones se revelaba que los dos directivos mantenían algo más que una amistad, por lo que desde WarnerMedia se comunicó a Jeff Zucker que no podía seguir al frente de la cadena.

Expresidente de la cadena CNN
Jeff Zucker en una recepción en la Casa Blanca en 2014, durante el mandato de Obama, junto a su entonces esposa, Caryn, con quien tiene cuatro hijos ©CordonPress

“Como parte de la investigación sobre la permanencia de Chris Cuomo en CNN, se me cuestionó sobre una relación consensuada con mi colega más cercana, alguien con quien he trabajado durante más de 20 años”, explica el propio Zucker el comunicado en el que anuncia su dimisión. “Se me pidió que la revelara cuando comenzó, pero no lo hice. Me equivoqué y como resultado, renuncio hoy”.

Allison Gollust, por su parte, también ha dado explicaciones públicamente, pero por el momento permanece en su puesto: “Jeff y yo hemos sido amigos cercanos y socios profesionales durante más de 20 años y, en tiempos recientes, nuestra relación cambió durante la pandemia de covid. Lamento que no lo hayamos revelado en el momento adecuado”. Acto seguido, la directiva deja claro que no tiene intención de renunciar: “Estoy increíblemente orgullosa de mi carrera en CNN y espero continuar con el gran trabajo que hacemos todos los días”.

Jeff Zucker y Allison Gollust
Zucker y Gollust (en la imagen, de 2016, junto a Tom Brokaw) mantenían una estrecha amistad desde hacía más de 20 años ©GettyImages

Hasta ahora siempre se había apuntado hacia ella como la sucesora natural de Zucker al frente de la cadena de noticias, que el ya expresidente tenía previsto abandonar dentro de unos meses, cuando se lanzara el proyecto de streaming en el que estaba trabajando. Veremos qué ocurre ahora. Mientras, algunos compañeros de la pareja, como la Alisyn Camerota, no tienen inconveniente en manifestar sin tapujos su incomodidad porque “dos adultos que consienten”, por el hecho de ser ejecutivos, “no puedan tener una relación privada”. Para ella, la dimisión de Jeff Zucker “es una pérdida increíble”.