1. home
  2. /Noticias

Se abre una tercera boca en la Palma: dos nuevos ríos de lava se dirigen al municipio más poblado de la isla

Se han tenido que evacuar a vecinos de la localidad, Los Llanos de Aridane, al tiempo que se confirma que ya son más de 1.000 los edificios dañados

1 Minuto de lectura
Volcán de La Palma

Dos nuevos ríos de lava se dirigen hacia Los Llanos de Aridane, el municipio más poblado de La Palma

© GTres

Una nueva boca ha surgido en la madrugada del jueves al viernes en el volcán de La Palma y de ella emergen dos coladas de lava que se dirigen imparables hacia Los Llanos de Aridane, el municipio más poblado de la isla, de modo que los daños, en caso de llegar a la localidad, podrían ser incalculables. Las dos nuevas coladas, que han surgidos a unos 400 metros del cráter, son muy líquidas, lo que puede favorecer un avance más rápido.

La Palma
Se ha tenido que evacuar a vecinos de varios barrios de Los Llanos de Aridane ©GTres

Aunque aún está por ver, expertos del Instituto Geográfico Nacional (IGN), creen que lo más probable es que estos ríos de lava se acaben uniendo a la colada principal. Que ocurriera eso sería lo mejor porque el hecho de que ahora estén discurriendo por otras zonas supone que va a arrasar más infraestructuras.

Por el momento una de las coladas se dirige hacia un polígono industrial, lo que podría ocasionar no solo más daños materiales en las naves, sino también la emisión de sustancias tóxicas al contacto con determinados materiales. Mientras, imágenes recogidas por el satélite Copernicus confirman que ya son más de 1.000 los edificios que han resultado dañados por el volcán, a los que se pueden sumar otros tantos más si el río de lava no modifica su curso para unirse a la colada principal.

La Palma
Uno de los ríos de lava se dirige hacia un polígono industrial ©EuropaPress

El director del Área de Vigilancia Volcánica del Instituto Volcanológico de Canarias (Involcan), Luca D‘Auria, ha indicado en declaraciones a Radio Canaria, recogidas por Europa Press, que la evolución del campo de lava es una evolución continua que no es posible prever a corto o medio plazo. Lo único que se puede hacer es monitorizar la situación y hacer previsiones cuando haya nuevos cambios como éste, pero hasta que no se sobrevuele la zona no se sabrá cuál es la extensión, la velocidad y la dinámica de esta nueva colada.