1. home
  2. /Noticias

Logran salvar a los bebés de las dos mujeres fallecidas en por COVID en 48 horas en España

La hija de una de ellas ha nacido en la semana 31 de gestación y pesa tan solo 1,6 kilos, por lo que está ingresada en Neonatología

2 Minutos de lectura
Hospital

Una de las mujeres ha fallecido en el Hospital de Cabueñes, en Gijón, y la otra, en el Virgen del Rocío de Sevilla

© GettyImages

Una mujer de 37 años que ingresó por COVID en la unidad de críticos del Hospital de Cabueñes, en Gijón, hace una semana ha fallecido este miércoles después de que los médicos decidieran practicarle una cesárea. El empeoramiento de su salud les llevó a tomar esa decisión para intentar salvar al bebé, una niña que, a pesar de haber nacido de manera prematura (en la semana 31 de gestación) y con tan solo 1,6 kilos de peso, evoluciona favorablemente.

Tras la cesárea, la mujer (que tiene más hijos) tuvo que ser intubada y trasladada a la UCI, como informa El Comercio, y aunque pareció mejorar, finalmente no se pudo hacer nada por salvar su vida. Dos días antes, el lunes, fallecía otra mujer tras dar a luz. Ocurría en el Hospital Virgen del Rocío de Sevilla, donde la parturienta sufrió un tromboembolismo pulmonar masivo, una de las patologías que está produciendo la variante Delta del coronavirus. En este caso, el bebé también se encuentra en buen estado de salud.

Perinatal centre in Kazan, Russia
Los bebés de las dos mujeres se encuentran en buen estado ©GettyImages

Solo en Andalucía hay, a fecha de este viernes 20 de agosto, 28 embarazadas con coronavirus ingresadas en diversos hospitales de la región. De todas ellas, solo dos estaban parcialmente vacunadas; el resto no había recibido ninguna dosis. Catorce de ellas ya han dado a luz y siete se encuentran en una unidad de cuidados intensivos.

Riesgo de la infección por COVID-19 durante el embarazo

A parte de las posibles complicaciones por desarrollar enfermedad grave, contagiarse de coronavirus durante la gestación supone un mayor riesgo de tener un parto muy prematuro, según un amplio estudio de la Universidad de California-San Francisco. Esta investigación concluye que el riesgo de parto muy prematuro, que se produce con menos de 32 semanas de gestación, era un 60 por ciento mayor en las personas infectadas con COVID-19 en algún momento de su embarazo, mientras que el riesgo de dar a luz con menos de 37 semanas (todos los partos prematuros) era un 40 por ciento mayor en las infectadas.

Vacuna para embarazada
Las embarazadas son grupo de riesgo frente al COVID, por lo que se recomienda encarecidamente que se vacunen ©GettyImages

En el caso de las personas que, además de COVID-19, tenían hipertensión, diabetes y/u obesidad, el riesgo de parto prematuro aumentaba un 160 por ciento. El trabajo se ha publicado en The Lancet Regional Health-Americas.

Estos datos, unido al hecho de que la vacunación no presente efectos adversos graves ni en las gestantes ni en los fetos, se recomienda encarecidamente a estas mujeres -que se consideran población de alto riesgo frente al COVID- que se vacunen y que, en caso de tener alguna duda, que lo consulten con su ginecólogo o con su matrona.