1. home
  2. /Noticias

¿Cómo se otorgan las banderas azules que las playas españolas lideran desde hace casi 30 años?

Se trata de un proyecto que nació en 1985 de la mano de la Foundation for Environmental Education (FEE)

3 Minutos de lectura
Playa con bandera azul

En 2021, España ha recibido 713 banderas azules: 615 son para playas, 96 para puertos y 2 para embarcaciones turísticas

© GettyImages

Uno de los eventos que anuncian la cercanía del verano es el reparto de banderas azules que tiene lugar cada temporada: las nuevas, las que se mantienen o las que se han quedado en el camino. En 2021, el Jurado Internacional para el hemisferio norte presidido por la Foundation for Environmental Education (FEE) ha otorgado 4.825 calificaciones a los 47 países participantes. España vuelve a ser la líder: una de cada siete está en nuestro país.

Un total de 713 banderas azules ondearán en España. Nuestro país es, desde 1994, la nación con más insignias de este tipo y en 2021 ha batido su propio récord: 615 son para playas (25 más que en 2020), 96 para puertos y 2 para embarcaciones turísticas. Algo que refleja los atributos del litoral español: calidad de sus aguas, alto nivel de servicios y seguridad.

Es la Comunidad Valenciana la que más banderas azules ondeará (153) acompañada de Andalucía (137) y Galicia (122), que completan el podio. A continuación surgen Cataluña (119), Canarias (64), Baleares (44), Murcia (32), Asturias (15), Cantabria (11), País Vasco (5), Melilla (5), Extremadura (3), Ceuta (2) y Madrid (1). ¿Cómo han conseguido todos estos lugares este reconocimiento?

Playa con bandera azul
Los requisitos se dividen en cuatro grupos: información y educación ambiental, calidad del agua, gestión ambiental y seguridad y servicios ©GettyImages

Todo empezó en 1985

Las banderas azules son un proyecto que nació en 1985 de la mano de la Fundación para la Educación Ambiental en Francia. Sin embargo, no tardó demasiado en extenderse por el ‘Viejo Continente’ gracias al apoyo de la Comisión Europea. El siguiente paso fue dar el salto internacional: tanto es así que, hoy en día, participan 47 países de todo el mundo.

Tal y como explica la FEE en su página web, las playas deben reunir una serie de requisitos para convertirse en candidata a lucir la preciada bandera azul: “Tiene que haber sido designada oficialmente a nivel nacional como una zona de baño con, al menos, un punto de muestreo para el análisis de sus aguas de baño además de contar con las instalaciones y estándares exigidos”.

Los criterios de una playa con bandera azul

Si cuenta con ello, el siguiente paso consiste en reunir los criterios que definen a una playa con bandera azul y que se dividen en cuatro grupos: información y educación ambiental, calidad del agua, gestión ambiental y seguridad y servicios.

Información y educación ambiental

En este aspecto, la playa tiene que contar con paneles que contengan información sobre la zona, los ecosistemas litorales y, si es el caso, sobre los espacios naturales protegidos más próximos. A esto hay que añadir un código de conducta, cinco actividades de educación ambiental al año como mínimo y, de forma voluntaria y complementaria, la promoción y coordinación de senderos y centros azules.

Playa con bandera azul
Aunque participan 47 países de todo el mundo, una de cada siete banderas azules está en España ©GettyImages

Calidad del agua

Durante la temporada de baños anterior, la calidad de las aguas de baño debe ser excelente en todos los puntos de muestreo y siempre conforme a la directiva. Para ello, deben tomar oficialmente un número de muestras periódicas del agua. De forma adicional tienen que cumplir la Directiva de Tratamiento de Aguas Residuales Urbanas.

Gestión ambiental

La playa candidata a ondear la bandera azul tiene que cumplir con la legislación ambiental, sobre todo la Ley de Costas, debe estar limpia y disponer de una adecuada gestión de residuos incluyendo la recogida selectiva de envases, papel, vidrio, etc. A esto hay que sumar la presencia de baños públicos y si se trata de una playa urbana debe disponer de uno adaptado.

Seguridad y servicios

Por último, deben tener accesos fáciles y seguros: en el caso de las urbanas, además, tienen que ser accesibles para personas con discapacidad. Al mismo tiempo, se exige la presencia de un equipo de primeros auxilios además de un adecuado equipo humano y material de socorrismo.