1. home
  2. /Noticias

La Policía de Madrid salva la vida a un bebé que se atragantó con un regaliz

La niña, de 22 meses, se estaba asfixiando y no respondía a ningún estímulo

1 Minuto de lectura
Snow Hits Madrid As Temperatures Plummet In Spain

La pronta actuación de la Policía evitó un fatal desenlace

© GettyImages

Podría haber tenido el peor de los finales, sin embargo, la profesionalidad y la rápida actuación de los agentes de la Policía Nacional de la comisaría de Parla fue clave para evitar que un bebé de 22 meses muriera asfixiado tras atragantarse con un trozo de regaliz.

Los hechos ocurrieron la tarde del pasado día 2 cuando un padre, empujando un carrito con un bebe, junto a su hijo mayor, entró a la comisaría parleña gritando auxilio a los agentes. Su pequeña se había atragantado y no respondía a ningún estímulo, teniendo ya la boca amoratada. Patricia, una policía de la Oficina de Denuncias y Atención al Ciudadano, fue la que tomó el mando de la situación y ayudada por otro de sus compañeros, rápidamente realizó a la bebé la maniobra de Heimlich, consiguiendo que reaccionara y volviera a respirar con normalidad.

“En cuanto le dimos tres o cuatro golpecitos entre los omoplatos, la niña logró expulsar el trozo de golosina y acto seguido rompió a llorar” ha declarado Patricia. Un llanto que sonó a música celestial para su padre y su hermano, quienes se abrazaron dando saltos de alegría y también rompieron a llorar. “Se me ponen los pelos de punta al recordarlo” ha declarado la agente. “El papá estaba muy nervioso” añadía.

La familia, tremendamente agradecida, ha enviado a la comisaría una carta ensalzando la labor de los agentes, sin embargo, ellos han señalado que no se sienten héroes y que simplemente cumplieron con su labor.