1. home
  2. /Noticias

Si no te vacunas cuando llegue tu turno, ¿puedes hacerlo en otro momento?

En España no es obligatorio recibir las dosis correspondientes ya que la ley establece que es un acto voluntario

2 Minutos de lectura
Los países con menos ingresos tienen un acceso más complicado

Dentro del ordenamiento legal español no existe ninguna norma que establezca de forma obligatoria la vacunación

© GettyImages

En España la campaña de vacunación empezó a finales de diciembre con la llegada de las dosis de Pfizer y BioNTech. No son las únicas involucradas en esta carrera: la de AstraZeneca y Oxford consiguió el permiso en el Reino Unido el pasado 30 de diciembre y la Agencia Europea del Medicamento (EMA) estudiará conceder la autorización a la de Moderna en los primeros días de enero. La administración se llevará a cabo en función de los distintos grupos de prioridad: ¿es posible dejar pasar el turno y solicitar la inoculación más adelante?

En España no es obligatorio vacunarse. Tal y como establece la ley es un acto de carácter voluntario porque dentro del ordenamiento legal no existe ninguna norma que lo establezca de forma obligatoria. No obstante, sí hay determinadas herramientas que otorgarían la autoridad necesaria para que esta administración sea imperativa para los españoles. Así sucedió en 1921 y 1944 cuando los inoculantes contra la viruela y la difteria fueron implementados de manera obligatoria.

Registro de no vacunados

Por lo tanto, ponerse la vacuna del coronavirus no es una obligación. Teniendo en cuenta el orden establecido en el plan, cada ciudadano será citado en un momento determinado y será entonces cuando decida si quiere recibir las dosis o no. Igual que ocurre con el resto de antídotos, si un ciudadano rechaza el tratamiento podrá volver a solicitarlo cuando así lo decida.

La inmunización llega siete días después de la segunda dosis
Las personas que se vacunen tendrán una tarjeta o certificado de vacunación con toda la información del proceso ©GettyImages

Lo que sí se va a llevar a cabo es un registro de todas las personas que decidan no recibir las dosis para conocer las razones que les han llevado a tomar esa determinación. De esta manera podrán lanzar campañas de concienciación para convencerles de que vacunarse es una de las vías más efectivas para conseguir la inmunidad de rebaño. En este escenario la transmisión del coronavirus estaría controlada porque habría una cantidad suficiente de población inmune que protege al resto. No obstante, según las autoridades sanitarias, para llegar hasta ese punto hay que inocular al 70 por ciento de la población.

Cartilla de vacunación

Por su parte, las personas que se vacunen contarán con una tarjeta o un certificado de vacunación, igual que ocurre con otras administraciones semejantes. En este documento se incluirán sus datos de identificación, la información del fármaco que le han administrado, el tipo de vacuna, el número de lote y la fecha de administración de la primera dosis y de la segunda, si procede ya que algunos inoculantes solo se inyectan una vez. Por último, esta información estará complementada con los posibles efectos adversos y cómo actuar si se dieran: pasos a seguir, modo de contacto, etcétera.