1. home
  2. /Noticias

Un joven se enfrenta a una sanción de hasta un millón de euros por llamar al 112 alertando de una pelea multitudinaria que no ocurrió

Las llamadas de denuncias falsas a los servicios de emergencia pueden acarrear hasta un año de cárcel

2 Minutos de lectura
Por TU OTRO DIARIO / EUROPA PRESS
Policía Municipal

El joven aseguró que se estaba produciendo una pelea con empleo de armas en el barrio de Armunia, León

© Policía Local ILLORA

La Policía Local de León ha identificado a un joven de 23 años que a mediodía del pasado 17 de diciembre realizó un falso aviso al teléfono de emergencias 112 y aseguró que en esos momentos se estaba produciendo una pelea multitudinaria con empleo de armas en el barrio de Armunia. Ante la gravedad de los hechos comunicados se movilizaron inmediatamente y desde distintos puntos de la ciudad varias patrullas dela Policía Local que se desplazaron al lugar del requerimiento donde comprobaron que se trataba de un aviso falso.

Agentes de la Policía Local iniciaron entonces una serie de actuaciones que concluyeron con la identificación del poseedor del terminal telefónico desde el que se realizó el falso aviso al 112 y concluyeron que se trataba de un joven de 23 años ya conocido de actuaciones anteriores y contra el que se formuló una denuncia por los hechos descritos.

Según han recordado fuentes municipales a través de un comunicado recogido por Europa Press, este tipo de conductas conllevan sanciones cuyo importe oscila entre 10.001 y un millón de euros, en función de las circunstancias concurrentes.

La Policía Local de León ha recordado además que la realización de llamadas maliciosas de esta naturaleza no sólo provoca el empleo innecesario de recursos públicos sino que, al requerir una actuación de emergencia, “ponen en riesgo tanto a los usuarios de las vías públicas como a los propios agentes en su desplazamiento”.

Hasta un año de prisión por denuncias falsas al 112

Aunque el 90% de las llamadas maliciosas a emergencias son detectadas mucho antes de movilizar a los servicios públicos (policía local, guardia civil, ambulancias, etc.), hay otras denuncias telefónicas que sí resultan creíbles para la policía. Este acto malicioso supone no solo un delito, sino también un peligro público, ya que juegan con la seguridad de todos los ciudadanos,incluidos los propios servicios de emergencia.

Policía Nacional
Pena de prisión de tres meses y un día a un año o multa de tres a dieciocho meses por denuncias falsas al 112©EuropaPress

Afortunadamente, son pocas las denuncias falsas que se producen cada año, en su mayoría protagonizadas por niños que no son conscientes del peligro que ocasiona la movilización de recursos públicos ni del posible delito que acarrearía sus consecuencias.

Asimismo, según establece el artículo 561 del Código Penal, “quien afirme falsamente o simule una situación de peligro para la comunidad o la producción de un siniestro a consecuencia del cual es necesario prestar auxilio a otro, y con ello provoque la movilización de los servicios de policía, asistencia o salvamento, será castigado con la pena de prisión de tres meses y un día a un año o multa de tres a dieciocho meses“. Por tanto, todos aquellos “bromistas telefónicos” que no quieran verse envueltos en un delito con pena de prisión o multas dinerarias, deberían replantearse sus novatada antes de intentar gastar una broma de mal gusto a los Servicios de Emergencia del Estado.

tags: