1. home
  2. /Noticias

En cajas refrigerantes y bajo estrictas medidas de seguridad, así llegará la vacuna contra el coronavirus a España

Está previsto que la vacunación en nuestro país empiece entre el 27 y el 29 de diciembre

2 Minutos de lectura
Coronavirus

Las comunidades que más vacunas recibirán en la primera remesa son las que tienen más residentes en centros de mayores.

© GettyImages

La vacuna contra el coronavirus desarrollada por Pfizer y BioNTech ya tiene casi pista libre para aterrizar en España. La fecha que se baraja para comenzar la vacunación en nuestro país es entre el 27 y el 29 de diciembre , aunque previamente es necesario que sea aprobada por la Comisión Europea y que Agencia Europea del Medicamento (EMA, por sus siglas en inglés), de su visto bueno. Una vez se den por finalizados estos dos pasos, cuya fecha estimada es el 21 de diciembre, la vacuna podrá iniciar su camino a España.

Cuatro han sufrido parálisis facial
La vacuna cuenta con dos dosis, administradas en un intervalo de 21 días entre cada una, si bien desde la primera dosis ya existe un cierto nivel de protección frente al coronavirus ©GettyImages

El medicamento saldrá desde una fábrica situada en Puurs, un pueblo belga de 26.000 habitantes y será distribuida a medio centenar de localizaciones distribuidas por el territorio nacional y que por razones de seguridad no han sido reveladas, así como tampoco lo ha sido el medio de transporte elegido en que llegarán. Viajarán custodiadas por las fuerzas de seguridad del Estado, y los encargados de transportarlas serán las empresas de distribución farmacéuticas, especializadas en manipular este tipo de medicamentos, asegurándose su buena conservación durante todo el proceso.

Las vacunas de Pfizer y BioNTech harán este viaje en cajas autorefrigerantes de poliespán, rellenas de nieve carbónica para garantizar una temperatura inferior a los 70 grados bajo cero que necesitan para su conservación. Cada una de estas cajas tiene capacidad para albergar 5.000 dosis y pueden permanecer en ellas durante 10 días sin refrigeración adicional. Una vez pasado ese periodo, y una vez descongeladas, las vacunas aguantan otros cinco días a temperatura de nevera convencional, entre dos y ocho grados centígrados. Una vez superado este tiempo, el medicamento no podría ser administrado.

Todas las comunidades recibirán al mismo tiempo el fármaco, aunque por el momento no se sabe con exactitud cuántas dosis van a llegar en el primer envío a España, dado que dependerá de la capacidad que tenga la compañía de distribuirla. Cada territorio tendrá la autonomía de decidir cuando comenzar a administrarla, aunque se espera que todas las comunidades autónomas comiencen a la vez y de forma coordinada.

Cuatro han sufrido parálisis facial
La mayor parte de las comunidades están adquiriendo ultrarefrigeradores para guardar las dosis de vacunas contra el Covid-19 y, además, ya se están formando a profesionales sanitarios para administrarla ©GettyImages

Las primeras dosis de la vacuna se destinarán a los tres grupos prioritarios: ancianos que vivan en residencias y sus cuidadores, sanitarios en primera línea de la lucha contra el coronavirus y personas con grandes discapacidades que vivan en sus domicilios.

Posteriormente, y a pesar de que todavía no está decidido en qué fase de vacunación entrarán, se vacunarán a mayores de 65 años, personas con condiciones de riesgo, personas que viven o trabajan en comunidades o entornos cerrados, personas vulnerables por su situación socioeconómica, personas con trabajos esenciales, personal docente, población infantil, adolescentes y jóvenes, las personas que viven en zonas con importantes brotes de coronavirus o de alta incidencia, las mujeres embarazadas o que están en el periodo de lactancia, y las personas a SARS-CoV-2.

Respecto a la fecha de finalización de la vacunación se espera que en agosto pueda estar inmunizada el 60 por ciento de la población. Sin embargo, esto va a depender de los resultados de los ensayos clínicos de las siete vacunas que ha comprado la Comisión Europea, ya que por ejemplo, Sanofi va a comenzar otro ensayo en fase 2 en febrero, lo que implica un retraso de varios meses sobre el mes de junio que había previsto para que fuese aprobada.