1. home
  2. /Noticias

AstraZeneca, Sarah Gilbert y su vacuna contra el coronavirus: todo queda en familia

Entre los miles de voluntarios que han participado en Reino Unido están sus trillizos

2 Minutos de lectura
Sus hijos han participado en los ensayos

Los tres hijos de Sarah Gilbert, creadora de la vacuna de AstraZeneca, han participado en los ensayos de Reino Unido

© Universidad de Oxford

AstraZeneca es una de las farmacéuticas que está desarrollando una vacuna contra el coronavirus en asociación con la Universidad de Oxford. Un inoculante que, tras los primeros resultados de la Fase 3, prometía una eficacia media del 70,4 por ciento para, posteriormente, aumentar a un 90 por ciento tras administrar media dosis y, después, una completa. Un proyecto dirigido por la batuta de Sarah Gilbert.

En los ensayos clínicos de AstraZeneca y la Universidad de Oxford han participado más de 20.000 voluntarios en Reino Unido y Brasil. Personas que debían cumplir una serie de requisitos como ser mayores de edad, estar sanos o tener una condición médica subyacente estable. Condiciones que cumplían los trillizos de la creadora de la vacuna.

Sarah tenía, desde el principio, tanta confianza en la eficacia de sus dosis que no dudó a la hora de que sus hijos participasen en las pruebas que han tenido lugar en Gran Bretaña. Los tres estudian Bioquímica (Caitlin y Susannah lo hacen en Oxford y Freddie en la Universidad de Bath) y a sus 20 años encajan a la perfección en el perfil típico de los voluntarios que forman parte del ensayo de una vacuna.

FRANCE-HEALTH-VIRUS-VACCINE
Los tres conocían los efectos adversos y cumplían con los requisitos para ser voluntarios ©GettyImages

Una decisión sobre la que no tuvieron dudas: “No lo discutimos realmente ya que no estaba mucho en casa en ese momento. Conocemos el perfil de efectos adversos y sabemos la dosis que tenemos que usar porque hemos hecho esto muchas veces antes. Esta vacuna debería hacer lo que siempre quisimos que hiciera. Queríamos una vacuna para todo el mundo, no sólo para los países con altos ingresos”

¿Quién es Sarah Gilbert?

Con un veterano curriculum en la investigación de vacunas, Sarah llegó a la Universidad de Oxford como investigadora postdoctoral senior en 1994: tardó cinco años en convertirse en profesora universitaria, algo que logró un año después de convertirse en madre de trillizos prematuros.

In this photo illustration the medical syringe is seen with
Tras los primeros resultados de la Fase 3, esta vacuna promete una eficacia media del 70,4 por ciento ©GettyImages

No fue un camino sencillo puesto que tuvieron que hacer algún sacrificio. Su marido, el científico Rob Blundell, pausó su trayectoria profesional para encargarse de la familia: “Los honorarios de la guardería habrían costado más que todos mis ingresos como científica postdoctoral así que tuvo que sacrificar su propia carrera para cuidar de nuestros hijos”.

Mientras tanto, Sarah empezó a destacar en Oxford: en 2007, por ejemplo, dirigió su propio grupo de investigación sobre el desarrollo de la vacuna contra la gripe. Su labor ha servido para erigirse como una voz científica de confianza y en tiempos del coronavirus en la cara pública del ensayo de AstraZeneca, una labor que la ha llevado a ser considerada por la BBC como una de las 100 mujeres más inspiradoras e influyentes de 2020.