El doble drama de una familia: tras perder su casa en un incendio, todos se contagian de coronavirus

Las llamas devoraron su hogar en uno de los incendios que asolaron EEUU en septiembre, y ahora los 7 miembros están contagiados del virus

2 Minutos de lectura

03 de Octubre 2020 / 16:02 CEST

Uno de los grandes incendios que asolaron EEUU devoró su hogar

La familia se está recuperando del incendio y del coronavirus

© GoFundMe

Estados Unidos está combatiendo el coronavirus, como el resto del mundo, y también a la terrible oleada de incendios forestales que asola el oeste del país. Dos acontecimientos a los que la familia Graham ha tenido que hacer frente de forma encadenada. Primero perdieron su casa en un incendio que devoró sus pertenencias y recuerdos más queridos. Y ahora, los siete miembros están haciendo frente a otra batalla y es que todos han contraído el coronavirus.

Todo comenzó el pasado mes de agosto cuando Matthew y Jessica Graham, que son padres de cinco niños, decidieron llevarse a sus pequeños a conocer al nuevo perro del hermano de Matthew. En principio era una breve visita de un día, por lo que no llevaron pertenencias con ellos. Cuando dejaron su hogar, nunca pensaron que sería la última vez que lo verían. 

Ese mismo día un gran incendio forestal asolaba Walden, Washington. Para cuando recibieron la noticia de la evacuación obligatoria en la zona donde vivían, ya era demasiado tarde para regresar a casa a coger lo necesario. La llamas destruyeron el 80% de Walden, entre las que estaban también importantes edificios como la estación de bomberos, el ayuntamientos o la oficina de correos.

Perdieron hace un mes su casa y ahora los 7 miembros están contagiados con el virus
Su hogar quedó destrozado por las llamas©GoFundMe

Los Graham perdieron su casa, un granero y todas sus posesiones, pero se salvaron su perro y el gallinero. Tuvieron que pasar esa misma noche y las posteriores en las casas de sus familiares, el lugar donde creen que se han contagiado los siete de coronavirus. El padre de Jessica fue quien comenzó a tener síntomas de gripe y posteriormente se infectó Matthew al tener tos y lo relacionó a la mala calidad del aire ocasionada por los incendios. “Pero luego eso había pasado y empeorábamos en lugar de mejorar”, explicó Jessica a CNN. Se contagiaron los siete e incluso la madre de Matthew también dio positivo después de haber cuidado a los pequeños.

Aunque ninguno tuvo que ser hospitalizado, la madre de Matthew tuvo neumonía en ambos pulmones y tanto Jessica como Matthew todavía se están recuperando de las secuelas como la pérdida parcial del olfato o la fatiga.

Otras de sus preocupaciones es haber infectado a otros familiares o amigos que le has brindado ayuda, cuando todavía no sabía que eran positivos: “Es horrible darse cuenta de que se acercaron a nosotros y nos dieron la bienvenida, y les transmitimos [el coronavirus]”, dijo Jessica a la cadena CBS.

Ahora, los Graham están haciendo cuarentena en un hotel. Sin planes de futuro y sin un hogar, la familia no pierden la esperanza pues, tal y como asegura Jessica, “hay una luz al final del túnel”.

AYUDA CIUDADANA

La historia de los Graham ha sido compartida en GoFundMe donde se piden fondos para ayudarlos a salir adelante. Por el momento, han recaudado más de 46.000 dólares.