Moderna comenzará en julio la última fase de su vacuna contra el Covid-19

Las pruebas serán llevadas a cabo en un total de 30.000 personas en colaboración con el Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas de Estados Unidos

1 Minuto de lectura

11 de Junio 2020 / 18:21 CEST EUROPA PRESS

Vacuna del coronavirus

El objetivo principal de la vacuna será evitar que las personas desarrollen síntomas de coronavirus y que las personas enfermen gravemente y tengan que ser hospitalizadas

© GettyImages

La compañía Moderna ha anunciado que va a comenzar en julio la última fase de su vacuna contra el Covid-19, la enfermedad que provoca el nuevo coronavirus, y en la que analizarán, con la colaboración del Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas de Estados Unidos, a 30.000 personas.

El objetivo principal de la vacuna, según informa Bloomberg, es evitar que las personas desarrollen síntomas de Covid-19, así como la enfermedad se agrave y que los pacientes tengan que ser ingresados en el hospital.

El mes pasado, Moderna comenzó la segunda etapa de su estudio con la vacuna ARNm-1273 en 600 adultos sanos. Ahora, la compañía ha informado de que ya ha incluido a 350 pacientes, incluidos 300 adultos sanos de hasta 54 años, y los primeros 50 de 300 personas mayores.

Sanitarios españoles
En el mes de mayo, los laboratorios realizaron la segunda parte de su estudio en el que se analizó la vacuna en desarrollo en un total de 600 personas©EuropaPress

Este anuncio es otra prueba de que los ensayos de la vacuna contra el nuevo coronavirus avanzan a un “buen ritmo”. De hecho, Johnson & Johnson anunció este miércoles que, a través de Janssen Pharmaceutical Companies (Janssen), ha acelerado el inicio de la fase 1/2a de su vacuna recombinante contra el nuevo coronavirus, denominada Ad26.COV2-S, y comenzará en julio a probarla en personas, a pesar de que tenía previsto empezar a hacerlo en septiembre.

Algunas vacunas se están moviendo a ensayos clínicos incluso más rápido que los de Moderna. Una desarrollada conjuntamente por la Universidad de Oxford y AstraZeneca Plc comenzará la última etapa de los ensayos clínicos este mes, y la compañía del Reino Unido dijo el jueves que había reclutado a Emergent BioSolutions para ayudarle con el desarrollo y la fabricación.