home/NOTICIAS

Este profesor demuestra que en las clases virtuales no hay sitio para la distracción: así pilló a su alumna

Su falta de actividad alertó al profesor y éste le mandó un e-mail con el que muchos alumnos se han sentido identificados en las redes sociales

1 Minuto de lectura

20 de Abril 2020 / 14:40 CEST

La falta de actividad le alertó de que estaba dormida

Una parte del correo electrónico que recibió la alumna.

© Twitter

A medida que el coronavirus se iba expandiendo, los diferentes gobiernos tomaban medidas para intentar frenarlo. Una de las primeras en aparecer fue la suspensión de las clases tanto en los colegios como en las universidades. A partir de ese momento, tanto profesores como alumnos se las han ingeniado para seguir adelante con el curso: la fórmula más extendida son las clases virtuales, algo que nos está dejando historias ingeniosas y muy divertidas.

Hasta que las autoridades les den una solución sobre la resolución del curso, la comunidad educativa sigue adelante con la docencia ya que hay lecciones que los educadores deben impartir y conocimientos que los estudiantes deben aprender. Sin embargo, seguir el ritmo desde casa no es fácil porque hay muchas más distracciones que en el aula.

  

La protagonista de esta historia es un buen ejemplo de ello. Su profesor de Ingeniería Mecánica había programado una clase virtual para conectarse con sus alumnos y continuar con el temario… pero Mónica no pudo permanecer tan atenta como el resto de sus compañeros. ¿La razón? Se quedó dormida y su maestro se enteró.

La falta de actividad le alertó de que estaba dormida
Cuando se dio cuenta, pidió perdón públicamente.©Pixabay

No fue a través de la cámara de su portátil. Se dio cuenta de que su alumna no estaba activa porque no se había desconectado de la sesión y, por lo tanto, el docente no se podía desconectar. ¿Cómo lo solucionó? Con un e-mail que ha triunfado en las redes sociales: “Mónica, despierta. ¡Ya terminó la clase!”.

Fue la propia alumna la que subió a su cuenta de Twitter un pantallazo con las palabras que le mandó su profesor al mismo tiempo que utilizaba la conocida plataforma para disculparse: “Perdón profe”. Un mensaje que acompañó de unos emoticonos llorando y que ha sido todo un éxito ya que han sido muchos los alumnos que se han sentido identificados con ella: los más de 27.000 retweets y los 270.000 ‘Me gusta’ que atesora así lo corroboran.