El reconfortante gesto del personal sanitario con sus pacientes: decoran sus EPI con fotos para que les pongan cara

Esta iniciativa, que nació en Estados Unidos y se está extendiendo por diferentes hospitales, pretende hacer que su lucha contra el coronavirus sea algo más sencilla

3 Minutos de lectura

14 de Abril 2020 / 12:24 CEST

Decidieron humanizar el trato con los pacientes de esta manera

La idea tuvo gran acogida entre sus compañeros.

© captain_wolf82

La lucha contra el Covid-19 no es fácil. A los estragos que causa el virus en la salud hay que añadir la soledad de los pacientes: su único contacto es el que mantienen con el personal sanitario que los cuida. Teniendo en cuenta esto, son muchos los trabajadores que han puesto en marcha diferentes iniciativas para humanizar esa relación y reconfortar a los pacientes. ¿La última? Colocar una foto suya en sus equipos de protección individual (EPI).

Médicos y enfermeras de algunos centros han optado por escribir mensajes de ánimo en sus trajes y máscaras, pero los profesionales del Hospital Scripps Mercy de San Diego han decidido poner una imagen. La idea nació de Robertino Rodríguez, terapeuta respiratorio: se puso en la piel de los pacientes que tienen que tratar con ellos mientras están cubiertos por completo de la cabeza a los pies y pensó que debía ser aterrador.

Decidieron humanizar el trato con los pacientes de esta manera
Los pediatras se decantaron por dibujos animados.©Instagram: captain_wolf82

‘Una sonrisa tranquilizadora marca una gran diferencia para alguien que está asustado así que decidí llevar una foto en mi EPI para que mis pacientes puedan ver algo reconfortante’, explicó en sus redes sociales. En la instantánea, se muestra sonriente y radiante; un simple gesto que ayuda a sus pacientes.

De esta forma, les transmiten que hay alguien debajo de todas esas capas protección que llevan los trabajadores sanitarios y que están juntos en la lucha contra el coronavirus. A esto hay que añadir que es una manera de ayudarles a hacer más llevadera su estancia en el hospital, un lugar en el que no tienen la compañía de familiares o conocidos. La iniciativa ha sido muy aplaudida en las redes sociales y ha tenido una gran acogida tanto entre sus compañeros como en otros hospitales de Brasil, Argentina, Rusia o Irlanda, entre otros.