Se cierran las fronteras terrestres en España para controlar el coronavirus

La nueva medida entra en vigor a medianoche de este lunes, como ha anunciado el ministro de Interior, Fernando Grande-Marlaska, en rueda de prensa en la tarde

por Agencias /


El Gobierno ha acordado, a causa de la emergencia sanitaria del coronavirus, restablecer los controles en las fronteras terrestres y, desde esta medianoche, solo permitirá el acceso a los ciudadanos españoles, residentes en España, trabajadores transfronterizos, a quienes acrediten causas de fuerza mayor o situación de necesidad y al transporte de mercancías. La medida, que estará en vigor hasta que concluya el estado de alarma, la ha anunciado en rueda de prensa el ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, tras participar por videoconferencia en un Consejo con los titulares de Interior y de Sanidad de la Unión Europea.

controlfronterizo16

Agentes de la Guardia Civil supervisan vehículos en la frontera con Portugal entre Tui (Pontevedra) y la ciudadd portuguesa de Valença este lunes a causa del coronavirus (Getty Images)

"El objetivo no es otro que proteger la salud y la seguridad de los ciudadanos y contener la expansión del coronavirus", ha manifestado.  En cuanto a las fronteras marítimas y aéreas, Marlaska se ha limitado a señalar que se pueden considerar todas las posibilidades en función de las circunstancias de cada momento.

RELACIONADO: Los casos de coronavirus se disparan con 309 fallecidos y 9.191 infectados en España

El Gobierno español ya había adelantado este domingo a Portugal y a Francia que esta decisión era muy probable, y el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, habló con el presidente francés, Emmanuel Macron, y el primer ministro de Portugal, Antonio Costa.

Fernando Grande-Marlaska

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, durante el Consejo por videoconferencia con los titulares de Interior y de Sanidad de la Unión Europea este lunes (EFE)

Este lunes por la mañana ya había siete países de la UE -Austria, Hungría, República Checa, Dinamarca, Polonia, Lituania y Alemania- que habían notificado a la Comisión Europea que han impuesto controles en sus fronteras interiores.