La inspiradora historia de una madre y un hijo que han ganado juntos al cáncer

Fueron diagnosticados hace cuatro años y durante este tiempo han acudido juntos a las sesiones hasta que la semana pasada tocaron la campana de celebración

1 Minuto de lectura

11 de Marzo 2020 / 08:51 CET

madrehijocancer1

Vici y George han pasado juntos por este trance

© Hospital de Worcestershire

Vici Rigby y George tienen muchas razones para celebrar. Si tuviéramos que elegir un titular que nos dibujara un esbozo de su historia sería este: la unión hace la fuerza. A esta madre y a su hijo les diagnosticaron un cáncer hace cuatro años. Tiempo en el que juntos han peleado contra esta enfermedad hasta vencerla. Una historia que ha inspirado a todos los usuarios de las redes sociales que han llegado hasta ella.

Ninguno de los dos olvidará el año 2016. En ese momento Vici, de 40 años, recibía una grave noticia: tenía cáncer colorrectal en estadio cuatro. En declaraciones al diario 'The Sun' explica que en ese momento pensó que "la peor noticia era que tenía cáncer. Sin embargo, lo peor estaba por venir".

Cuatro meses después, el destino les jugaba una mala pasada una vez más. A su hijo George, de tres años y medio, le detectaron una leucemia linfoblástica aguda. Se trata de una enfermedad que afecta a los glóbulos blancos y que estaba avanzando de forma rápida y agresiva. "Escuchar que mi hijo tenía la enfermedad fue devastador". El pequeño necesitaba un tratamiento urgente.

 

If you need a lift today, watch this... Mum Vici and her son George were fighting cancer at the same time. After 4...

Publicada por Worcestershire Acute Hospitals NHS Trust en Jueves, 5 de marzo de 2020

Fue entonces cuando comenzó una lucha que terminó la semana pasada. A lo largo de cuatro años, madre e hijo han compartido tanto cirugías como rondas de radioterapia y quimioterapia en el Hospital Real de Worcestershire. Juntos se sometieron al proceso hasta que recibieron la mejor noticia posible: su cáncer ya está en fase de remisión y pueden volver a llevar una vida normal.

Bernice Kent, la enfermera que cuidó a Vici, aseguró que en el centro están "encantados de que tanto Vici como George hayan completado su tratamiento. Ambos han pasado por mucho, pero es maravilloso ver un final tan positivo tras un momento tan horrible". Tanto es así que lo celebraron tocando una campana especial que indica el final de un tratamiento. La quimioterapia de George había acabado y les sobraban motivos para festejar.