1. home
  2. /Noticias

Ya están en Madrid otros cinco españoles repatriados desde Wuhan (China)

Permanecerán en cuarentena 14 días en el Hospital Gómez Ulla de la capital

1 Minuto de lectura
Por EUROPA PRESS
gomezulla-ep

Ninguno de los repatriados presenta síntomas de la enfermedad (Europa Press)

© EuropaPress

Los cinco ciudadanos españoles procedentes de Wuhan, epicentro del coronavirus (COvid-19) en China, se encuentran ya ingresados en el Hospital Central de la Defensa Gómez Ulla, donde iniciarán ahora 14 días de cuarentena, según el ministerio de Sanidad, que aclara en un comunicado que "ninguno de ellos ha mostrado síntomas". El avión que les ha trasladado a España ha aterrizado en la Base Aérea de Torrejón a las 14.20 horas, y de su repatriación se ha ocupado el Ministerio de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación.

Un equipo de Sanidad Exterior, equipado con las medidas de protección especificadas en los protocolos españoles y capacitado de forma específica para el manejo de este tipo de situaciones, ha realizado una primera evaluación. Así, se les ha hecho un test a su salida de China y al llegar a España.

Posteriormente, han sido trasladados en autobús al centro hospitalario. Allí ocuparán una planta para realizar la cuarentena prevista como medida preventiva, aunque no presentan síntomas de haber contraído la enfermedad, como las 21 personas que iniciaron la cuarentena el pasado 31 de enero.

avioncoronavirus
Los españoles han viajado en un vuelo fletado por el Gobierno de Colombia junto a 15 colombianos, dos chinos, una venezolana y tres mexicanos (Getty) ©GettyImages

El director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias del Ministerio de Sanidad, Fernando Simón, adelantaba en la rueda de prensa de este jueves que los cinco españoles repatriados llegaban en un vuelo fletado por el Gobierno de Colombia junto a 15 colombianos, dos chinos, una venezolana y tres mexicanos. Asimismo, ya confirmaba que serían puestas en cuarentena durante catorce días, pese a estar "sanas"; y que el lugar elegido era el Hospital Gómez Ulla de Madrid por "razones de facilidad y logística".