Análisis: Airpods Pro: un remanso de paz digital

Gracias a su cancelación de sonido inteligente consiguen una sensación única en el usuario

por Juan Antonio Marín /


Apple ha tenido un 2019 muy movido en cuanto a presentaciones de nuevos productos, pero lo que pocos esperaban era que lanzaran por sorpresa sus nuevos AirPods Pro. Una evolución más que notable del modelo anterior, que, si bien se rumoreaba, todo el mundo tecnológico esperaba que llegarían como uno de los clásicos 'one more thing' que los de Cupertino incluyen en sus keynotes.

airpods-pro-cancelacion-ruido

Así funcionan los AirPods Pro (Apple Newsroom).

Sin embargo, Apple lanzó sus nuevos auriculares con una actualización en su web y una nota de prensa. Ahora, tras un tiempo probándolos, esta es nuestra opinión sobre uno de los productos más vendidos (y demandados) de la compañía.

Nuevo diseño

Lo primero que sorprende de los AirPods Pro es su nuevo diseño. Son mucho más pequeños y discretos que la generación anterior, aunque mantienen su característico color blanco. No habría estado nada mal ofrecer al usuario varias opciones de colores, a juego con los nuevos modelos de iPhone Pro. Pero hay que reconocer que el acabado es una seña de identidad.

Otra de las cosas que sorprende es que su caja ahora es más alargada, un poco más cómoda para guardar en un bolsillo pequeño del pantalón y admite carga inalámbrica. Esto supone que puedes dejarlos encima de una base de carga, junto con el iPhone.

RELACIONADOEl lanzamiento del iPhone 11 dispara el mercado de segunda mano

Las almohadillas de silicona son el tercer elemento que ha cambiado en cuanto a diseño, necesarias para poder ofrecer una cancelación de ruido real. En nuestra experiencia, el material es de muy buena calidad y se adapta a la perfección al oído. Además, la caja contiene tres tamaños, para que el usuario decida cuál le parece más cómodo.

Cancelación de ruido digital

Por otro lado, lo primero que apetece probar cuando se sacan los AirPods Pro de la caja es su cancelación de ruido. Siendo la novedad más destacada de este producto, hay que reconocer que es bastante efectiva.

 

En especial, funciona realmente bien cuando se usa en entornos donde el ruido es constante. Es decir, si te los pones y alguien te habla, vas a escuchar esa voz (muy levemente, pero se oye). Sin embargo, en un avión o un tren, en un viaje en coche o, por ejemplo, en un parque mientras podan los setos, el ruido desaparece por completo al activar la cancelación de ruido.

Algo muy agradable cuando se quiere desconectar por completo del mundo para concentrarse en una tarea y trabajar o, simplemente, disfrutar de la música sin que nada moleste.

Modo transparencia

Lo interesante es que Apple no solo ha implementado esta tecnología a sus auriculares, sino que también la ha evolucionado a su manera con el Modo transparencia. Esta opción utiliza los mismos micrófonos implicados en el proceso de cancelación de ruido para amplificar el sonido exterior. De este modo, no hace falta quitarse los auriculares para escuchar lo que ocurre a nuestro alrededor, como, por ejemplo, avisos en una estación o cualquier comentario en un entorno de trabajo colaborativo.

Innovaciones que aumentan el precio de los AirPods Pro hasta los 279 euros. Quizá algo elevado si hablamos de auriculares, pero algo justificado gracias a su integración con el resto de los productos del ecosistema Apple.