Apple, Google y Amazon, unidos por un estándar común para el hogar conectado

Los gigantes 'tech' empiezan a colaborar para que sus dispositivos inteligentes sean compatibles

por Ismael Marinero /


Si compras unas bombillas inteligentes de Amazon, un altavoz inteligente de Apple y un termostato inteligente de Google tienes de todo... menos una casa inteligente. La gran revolución del Internet de las Cosas es la interconexión de muchos dispositivos, pero si no existe un estándar compartido para que se comuniquen entre sí, los usuarios están obligados a permanecer fieles a una única marca o a tener problemas de compatibilidad. Para poner remedio a esta situación y fomentar la domotización de los hogares, las grandes corporaciones tecnológicas han acordado crear un estándar de código abierto para gadgets domésticos conectados a Internet.

casa-inteligente

El nuevo estándar permitirá controlar dispositivos de distintas marcas desde el móvil (Freepik)

Su pretensión es garantizar que los dispositivos funcionen juntos independientemente del smartphone o asistente de voz que utilices, además de facilitar el desarrollo de nuevos dispositivos y fortalecer la seguridad y la privacidad, una de las grandes preocupaciones de los potenciales compradores. Para ello, Google, Amazon y Apple trabajarán en colaboración con Zigbee Alliance, una asociación de empresas de la que forman parte otras compañías de referencia como Ikea o Samsung.

RELACIONADO: Hogares conectados, todo lo necesario para automatizar tu casa

Los primeros resultados llegarán de la mano de un grupo de trabajo llamado Proyecto Hogar Conectado sobre IP (o CHIP), que se reunirá en los primeros meses de 2020. "El proyecto se basa en la creencia compartida de que los dispositivos inteligentes para el hogar deben ser seguros, fiables y fáciles de usar", dice el comunicado de prensa conjunto. "Al basarse en el Protocolo de Internet (IP), el objetivo es permitir la comunicación a través de dispositivos domésticos inteligentes, aplicaciones móviles y servicios en la nube y definir un conjunto específico de tecnologías de redes basadas en IP para la certificación de dispositivos".

La tecnología de cada uno de los sistemas inteligentes, HomeKit de Apple, Alexa de Amazon y Weave de Google, formará parte del nuevo estándar. Éste funcionará junto con los protocolos de conectividad existentes, como Wi-Fi y Bluetooth, en lugar de intentar sustituirlos. De hecho, es probable que los dispositivos tengan que disponer de Wi-Fi, Bluetooth de baja energía o Thread (un protocolo doméstico inteligente poco utilizado) para poder funcionar con el sistema, así que dependerá de cada fabricante cómo decide conectar sus productos.

RELACIONADO: Más noticias sobre Tecnología

De momento es casi imposible aventurar lo que supondrá esta alianza. ¿Simplemente dará a los dispositivos una forma de conectarse a asistentes inteligentes como Siri y Alexa? ¿O estandarizará una amplia gama de comandos para el hogar inteligente, como atenuar las luces, cambiar la temperatura o abrir una puerta? Según CNBC, el primer propósito de esta alianza se centrará en los dispositivos de seguridad física que incluyen las alarmas de detección de humo, las cerraduras de puertas, los enchufes inteligentes y los controles de calefacción o aire acondicionado.

Sea cual sea el resultado, la disposición a colaborar de los tres gigantes tecnológicos es una buena noticia para los usuarios, que no tendrán que preocuparse de revisar la compatibilidad de los dispositivos en los que están interesados, pasar por engorrosos procesos de configuración o renunciar a determinadas características dependiendo del altavoz inteligente que ya tienen instalado en su casa.