¿Por qué las reseñas de Amazon son cada vez menos fiables?

Las opiniones de pago de productos de electrónica y tecnología siguen aumentando en las tiendas online

por Ismael Marinero /


Si esos auriculares inalámbricos de 12 euros con 15.000 opiniones de cinco estrellas parecen demasiado buenos para ser verdad... probablemente no lo sean. De hecho, uno de los mayores riesgos de comprar online actualmente es la posibilidad de ser engañado con opiniones falsas, que han proliferado en todas las áreas del comercio electrónico. En webs como la de Amazon es cada vez más habitual encontrarse productos de fabricantes desconocidos que cuentan con miles de reseñas de 4,5 o 5 estrellas, algo que afecta especialmente a los dispositivos tecnológicos procedentes de China y otros países asiáticos.

Amazon-logo

La mayor tienda de comercio online es una de las más afectadas por el fraude en las reseñas (Getty Images)

El aumento del fraude en las reseñas, que según algunas estimaciones llega al 40 por ciento de los productos, ha crecido de forma exponencial en los últimos meses, al mismo tiempo que los usuarios han establecido un criterio de compra basado, en su mayor parte, en las opiniones de otros. En algunos casos esas reseñas corren a cargo de empleados de la propia compañía, como sucedió el año pasado con la marca de cosméticos Sunday Riley, que fue descubierta alentando a sus trabajadores a publicar opiniones elogiosas de sus propios productos en la web de Sephora.

RELACIONADO: Las mejores webs para comprar tecnología online

En otros casos, los más frecuentes, las empresas pagan a personas que se dedican a publicar reseñas falsas, por un precio que oscila entre uno y tres euros y se suele pagar mediante Paypal. Otra posibilidad es que el fabricante ofrezca productos gratuitos al usuario, con la condición de que publique opiniones sobre los mismos con su perfil personal, además de añadir fotos y vídeos que las hagan parecer más "reales".

A través de páginas de Facebook y webs específicas, las compañías ofrecen este tipo de contrapartidas fraudulentas a los 'reviewers' o testers profesionales, que reciben mejores productos según el puesto que ocupen en el ránking de comentaristas de Amazon. Pese a los esfuerzos de la corporación dirigida por Jeff Bezos, que bloquea aquellos perfiles en los que detecta conductas sospechosas, este modus operandi sigue extendiéndose y afecta cada vez más a la fiabilidad de los productos que se venden a través de Amazon.

Cómo detectar una reseña falsa

Hay varias maneras de comprobar si una opinión es de fiar o no. La más habitual es el número de reseñas. Si el producto supera las 2.000 opiniones de perfiles no verificados y no es de un fabricante o marca reconocible, lo más seguro es que la mayoría no sean auténticas. También es bastante sospechoso que el producto en cuestión tenga muchas opiniones tanto de 5 estrellas como de 1, con el resultado de un ránking en forma de C.

Otra posibilidad es recurrir a páginas web que se dedican específicamente a analizar el grado de fiabilidad de las reseñas. Con solo copiar y pegar la URL del producto (solo pueden analizar direcciones que empiecen por amazon.com), iniciativas como Fakespot o ReviewMeta establecen automáticamente una valoración más ajustada a la realidad.

RELACIONADO: Más noticias sobre Tecnología

Otros expertos aconsejan estar atentos a productos que parecen haber atraído una oleada de críticas positivas en un período muy corto de tiempo. La mala gramática o la mala ortografía son otras señales de advertencia, al igual que frases repetidas por varios 'reviewers'. Si un gran número de usuarios que opinaron sobre el artículo solo tienen esa reseña en su historial, lo más probable es que se trate de cuentas falsas.

La cuestión es no dejarse llevar por impulsos y contrastar, en la medida de lo posible, las opiniones sobre productos potencialmente sospechosos. En el peor de los casos, una devolución a tiempo es el mensaje más claro para Amazon, que debe empezar a controlar e impedir el acceso a su plataforma a este contraproducente mercado de opiniones y reseñas falsas.