Drones, buzos y decenas de agentes para resolver la extraña desaparición de la sevillana Mercedes Márquez

La anciana, de 84 años, lleva ya más de una semana en paradero desconocido mientras que su hijo, que desapareció también durante unos días, volvió a casa y está ayudando en la investigación

por Tu otro diario /


Drones, buzos, el helicóptero de la Guardia Civil y un área de 8 kilómetros alrededor de Carmona (Sevilla) divididos en cuadrantes que se están inspeccionando minuciosamente. Los investigadores emplean todos los recursos en su mano cuando se cumple ya más de una semana desde la desaparición de Mercedes Márquez, una anciana de 84 años residente en Carmona que fue vista por última vez el pasado domingo 29 de septiembre. El dispositivo de búsqueda de la anciana se ha ampliado ya hasta la vecina localidad de Lora del Río sin que, de momento, hayan trascendido avances relevantes. 

Búsqueda Mercedes

El amplio dispositivo de búsqueda revisa los alrededores de Carmona (Captura de pantalla de Telecinco). 

La familia denunció la extraña desaparición después de varios días sin noticias y con la inquietud añadida de que no era la única a la que echaban en falta: a su hijo Juan Antonio también se le había perdido el rastro. El hombre, de 54 años, que según han revelado los investigadores a 'ABC de Sevilla' se marchó un día después que su madre, fue encontrado el pasado miércoles en su domicilio. "Está colaborando con el máximo interés", reveló esta semana el capitán de la Guardia Civil en la localidad. "Su actitud es de total colaboración porque es el primer interesado en que su madre aparezca". En sus declaraciones ha asegurado no saber nada del paradero de Mercedes. 

RELACIONADO: Más información sobre personas desparecidas

Juan Antonio no fue interrogado en calidad de investigado, según aclaró la Guardia Civil, pero de acuerdo con la prensa local sí se produjo un careo entre él y una de sus hermanas y denunciantes de la desaparición, sin que haya trascendido el contenido del mismo. La Guardia Civil ha hecho un llamamiento a la prudencia y al respeto a la familia "que están viviendo momentos de tensión". La principal hipótesis en este momento es que las desapariciones no tienen que ver entre sí

Cártel Búsqueda

Inicialmente, tanto Mercedes como su hijo Juan Antonio habían sido dados por desaparecidos (Captura de pantalla de Telecinco).

Agentes especializados han revisado algunos de los pozos de la zona a conciencia por si se hubiera producido un accidente. Otra posibilidad es que la anciana se haya visto desorientada, aunque resulta extraño que ningún vecino de los alrededores se haya topado con ella. La desaparecida mide 1,50 metros, es de complexión gruesa y tiene el pelo castaño y los ojos negros. Goza de buena salud, aunque padece los achaques propios de su edad.