Un niño secuestrado con 3 años es localizado dos décadas después gracias a una tecnología similar a FaceApp

El hallazgo de Yu Weifeng, en China, arroja esperanzas para casos similares en todo el mundo

por Tu otro diario /


Yu Weifeng, un joven chino de 21 años, ha sido localizado 18 años después después de haber sido robado a su familia. La identificación de este estudiante, que ahora vivía con unos padres adoptivos y no recordaba nada de lo sucedido, ha sido prosible gracias a una tecnología de inteligencia artificial similar a FaceApp, capaz de predecir el envejecimiento de un rostro. Además, fue confirmada después mediante pruebas de ADN que no dejaron lugar a dudas. 

Yu Weifeng

El joven Yu Weifeng fue secuestrado cuando tan solo era un niño de tres años (Captura de pantalla del diario 'The Sun'). 

El pequeño Yu Weifeng fue secuestrado cuando tenía tan solo tres años, en 2001, mientras jugaba en una obra en la que su padre esta estaba trabajando de capataz. Desde entonces su familia no ha cesado de buscarlo. Tampoco los investigadores han tirado la toalla y hace unos meses decidieron aplicar al caso esta novedadosa técnica de inteligencia artificial. 

RELACIONADO: Más noticias sobre personas desaparecidas

El diario británico de 'The Sun' cuenta que, a partir de fotos de cuando era niño, el software de los investigadores pasó cerca de dos meses clasificando a cerca de 100 candidatos antes de señalar a Weifeng. "Cuando lo encontramos se negó a creer que que era un niño secuestrado, pero el ADN confirmó que era compatible con sus padres biológicos", cuenta Zheng Zhenhai, uno de los investigadores. Ahora, una vez recuperado de la traumática revelación, este joven estudiante ya se ha encontrado con ellos. 

RELACIONADO: La infatigable lucha del hombre que ha encontrado a su madre biológica 54 años después de ser 'robado' en un hospital

Su padre biológico se ha mostrado profundamente emocionado y ha agradecido tanto labor de los investigadores como el cariño que durante todo este tiempo le ha brindado a su hijo su familia adoptiva. "De ahora en adelante su padre adoptivo será como un hermano para mí; mi hijo tendrá dos padres", declaró a los medios. 

Madeleine McCann (Cordon Press)

Esta tecnología podría ser empleada en otros casos de desapariciones de niños, como el de Madeleine McCann (Cordon Press). 

Esta tecnología podría emplearse en otros casos en los que los desaparecidos son niños y es preciso aventurar el aspecto físico que tendrían hoy día. La prensa británica recuerda especialmente a Madeleine McCann, la niña británica desaparecida en 2007 en una pequeña localidad del Algarve portugués. La propia página oficial de la campaña de búsqueda se ha hecho eco del caso: "Afortunadamente, hay muchos casos de niños secuestrados que son encontrados y devueltos a sus familias, incluso después de largos periodos de tiempo".