Los móviles con mejor cámara de 2019

En los últimos meses han llegado al mercado smartphones con cámaras capaces de dar un toque especial a tus vacaciones

por Ismael Marinero /


Hay muchos factores a tener en cuenta a la hora de elegir qué smartphone comprar y no parece buena idea centrarse en una única característica. Sin embargo, en los últimos años el rendimiento de la cámara se ha convertido en uno de los aspectos decisivos para inclinar la balanza hacia un modelo u otro, más si cabe si de lo que se trata es de inmortalizar tus vacaciones y guardar recuerdos imborrables. Además de conocer algunas funcionalidades para lograr un mejor resultado en tus fotografías, si eliges alguno de estos móviles podrás obtener imágenes semiprofesionales.

fotos-vacaciones

Una turista utiliza su smartphone para capturar la belleza del paisaje (GTres).

Huawei P30 Pro

Mientras se resuelve el veto de Estados Unidos y Google a los productos de la compañía china, lo que es indudable es la potencia de Huawei en el apartado de los objetivos y los sensores. Su alianza con Leica le ha permitido ser el primer fabricante en introducir la óptica plegada en el mercado de los smartphone, al incluir un teleobjetivo SuperZoom de 5x. Éste se encuentra en un cuádruple sensor que también cuenta con una cámara estándar de 40 mp, un gran angular de 20 mp y una cámara ToF, que se encarga de medir la profundidad de la escena y ofrece un enfoque mucho más rápido y preciso.

Otros teléfonos ofrecen zoom digital de hasta 50 aumentos, pero esto tiende a degradar la calidad de la imagen, que se ve borrosa o pixelada. Además, el P30 Pro puede utilizar el zoom híbrido, que llega hasta los 20x y es capaz de ofrecer resultados sorprendentes en comparación con el zoom digital de toda la vida.

Samsung Galaxy S10 y S10+

Aunque carece del impresionante alcance óptico del P30 Pro (y su hermano menor, el P30), los Samsung Galaxy S10 y S10+ también destacan por ofrecer muchas opciones a distintas distancias. Ambos disponen de zooms ópticos 2x y objetivos ultra gran angular, además de una unidad de gran angular estándar. No están a la altura del P30, pero son unos eficaces todoterrenos para todo tipo de situaciones.

HuaweiP30-Pixel3--iPhoneXS

De izquierda a derecha, el P30 Pro, el Pixel 3 y el iPhone XS (Huawei/Google/Apple)

Pixel 3 / Pixel 3 XL

Si hay un dispositivo móvil capaz de ofrecer resultados óptimos, ese es el Pixel 3 de Google. A pesar de tener un único objetivo en la cámara principal a tu disposición (algo que va a cambiar en el Pixel 4), el procesamiento inteligente de imágenes de varios fotogramas aporta una flexibilidad similar a la de los dispositivos con múltiples sensores.

La función Night Sight realiza un impresionante trabajo de renderización de escenas muy oscuras o con baja iluminación, e incluso se puede utilizar para resaltar aún más algunos detalles en escenas bien iluminadas. El Pixel 3 también utiliza el aprendizaje automático para proporcionar colores más agradables. El modo Retrato consigue acabados muy convincentes en elementos complicados como el pelo, los vídeos cuentan con una estabilización a prueba de mal pulso y la galería está integrada con la potente aplicación Google Fotos.

Lo bueno es que puedes tener un acabado en las fotos casi idéntico con la versión barata del buque insignia de Google, los Pixel 3a y Pixel XL 3a, capaces de competir en igualdad de condiciones, al menos en el aspecto fotográfico, con smartphones de gama alta.

RELACIONADO: Más noticias sobre Tecnología

iPhone XS

No es ningún secreto que Apple instala excelentes cámaras en sus smartphones desde el primer iPhone. Aunque el XS parece tener características similares al iPhone X, algunos ajustes significativos contribuyen a un notable aumento en el rendimiento y la calidad de las imágenes, sobre todo a la hora de grabar vídeos.

Un par de sensores de 12 megapíxeles, ambos con OIS (estabilización óptica de imagen) funcionan a las mil maravillas, incluso en situaciones con poca luz y sujetos en movimiento. La nueva tecnología Smart HDR de Apple es también un gran añadido al iPhone XS. De forma predeterminada, el teléfono captura múltiples tomas en una variedad de exposiciones cada vez que presionas el obturador y las compone en una sola imagen. Es similar a la magia que Google despliega en los Pixel 3, aunque con la inclusión de muestras sobreexpuestas que también se convierten en parte de la imagen final.

En cuanto a la captura de vídeos, el iPhone XS es el único que te permite grabar en calidad 4K a 60 fps (frames por segundo), conservando la estabilización óptica de la imagen. Su mejorado HDR permite un contraste automático rapidísimo y un perfecto ajuste de la exposición. La guinda del pastel es la grabación de audio en estéreo.