Ciudadanos asciende a tercera fuerza política y Vox irrumpe en el Congreso con 24 escaños

El partido de Albert Rivera, cuarto partido en los comicios de 2016, ha conseguido 57 diputados y se ha quedado muy cerca del Partido Popular

por Tu otro diario /


Ciudadanos, el partido liderado por Albert Rivera, ha conseguido 57 escaños en las elecciones generales de este domingo, lo que lo convierten en la tercera fuerza del país, por detrás de PSOE y a poco más de 200.000 votos del Partido Popular. En los anteriores comicios, Ciudadanos era la cuarta fuerza. Mientras, Vox ha logrado algo más del 10 por ciento de los votos, lo que se traduce en 24 diputados, una fuerte irrupción en la Cámara Baja.

Rivera y Abascal

Albert Rivera y Santiago Abascal (Cordon Press/Gtresonline).

El Partido Popular de Pablo Casado ha logrado 66 escaños, frente a los 137 que logró en los anteriores comicios, en 2016. Con estos resultados, los partidos de centro derecha quedan lejos de un hipotético pacto poselectoral que le pudiese arrebatar el Gobierno al socialista Pedro Sánchez, que ha ganado las elecciones con cerca del 29 por ciento de los votos y un total de 123 escaños.

RELACIONADO: Más noticias sobre una jornada histórica que ha arrojado un resultado muy abierto

Albert Rivera, que ha logrado aumentar en 25 escaños sus resultados de 2016, pasando de 32 a 57, ha asegurado que será el líder de la oposición y ha prometido a los suyos que "más pronto que tarde", Ciudadanos gobernará el país. Rivera ha dado por hecho que Pedro Sánchez se apoyará en Podemos y en los separatistas para gobernar, lo que ha calificado de "mala noticia". Pero la "buena noticia", ha subrayado, es que el partido que él lidera llevará a cabo una oposición responsable y constitucionalista que desembocará en una victoria electoral de Ciudadanos, según ha aseverado ante sus militantes.

El partido que ha irrumpido con fuerza en la jornada de este domingo, aunque con menos diputados de los que vaticinaban las encuestas, es Vox. El líder de la formación, Santiago Abascal, que afrontó la campaña electoral como una "reconquista", ha hablado esta noche de que Vox se configura ahora como "la resistencia" en el Congreso de los Diputados contra los que quieren romper España. "Este es solo el principio", ha advertido, al tiempo que ha pedido paciencia a sus seguidores, congregados en la madrileña plaza de Margaret Thatcher, muy cercana a la plaza de Colón.