Esta bebé tiene una melena tan espectacular que su imagen ha dado la vuelta al mundo

Después de arrasar en redes sociales, ya ha sido contratada por una conocida marca internacional de champús

por Tu otro diario /


‘Baby Chanco’ es una bebé japonesa conocida en todo el mundo por su impresionante melena que, con solo seis meses, ya arrasaba en redes sociales y tenía más de 100.000 seguidores en el perfil de Instagram. Ahora, con un año de edad, ya es imagen publicitaria de una conocida marca de champús.

Baby Chanco

'Baby Chanco', con cinco meses de edad (babychanco / Instagram)

En concreto, es Pantene quien ha contratado a esta bebé para promocionar sus productos, como ya hacen ‘celebrities’ de la talla de Gisele Bündchen, Chiara Ferragni, Sara Carbonero o Paula Echevarria. Todo un hito que, sin duda, está bien justificado, dadas las características del espectacular pelazo de ‘Baby Chanco’.

FOTOGALERÍA: Las imágenes más tiernas de 'Baby Chanco'

Sus padres decidieron abrir un perfil de Instagram a su hija para mostrar a todo el mundo una cualidad que la hacía única. De hecho, en las primeras fotos su pelo llamaba aún más la atención porque era más corto y, por tanto, imposible de peinar. En esas imágenes, las más tiernas, se fijaron medios internacionales. Gracias a ellos dio el salto a la fama y al contrato con Pantene, algo con lo que sus papás no hubieran contado tan solo unas horas antes de que ‘Baby Chanco’ naciera. Ahora queda por ver si este es el inicio de una larga carrera frente a las cámaras.

Esta pequeña ha entrado ya en todos los hogares de Japón, su país, gracias al emotivo anuncio que protagoniza. Como si de un cuento se tratara, en él se narra la historia de una niña que nació con una cabellera insólita. Muchos creían que era demasiado extraña y decían a su mamá que se la cortara, pero ella, orgullosa de que su hija fuera diferente, no les hizo caso.

 

Este tierno comercial con moraleja ha hecho más famosa aún a ‘Baby Chanco’, que ya acumula más de 395.000 seguidores en Instagram, todo un hito para una niña de tan solo 13 meses.