1. home
  2. /En la red

¡De película! Salvan a tres náufragos que llevaban 33 días en una isla desierta sobreviviendo a base de cocos

Fueron localizados durante una inspección rutinaria de la Guarda Costera por la zona

2 Minutos de lectura
Cayo Anguila

Agentes de la Guarda Costera de Estados Unidos divisaron a los tres náufragos desde su helicóptero durante una inspección rutinaria

© United States Coast Guard

Las historias de náufragos atrapados en islas desiertas parecen propias de épocas de aventureros exploradores y piratas, pero de vez en cuando saltan a los medios de comunicación noticias de personas que, por un motivo u otro, han acabado cual Robison Crusoe. Es el caso de dos hombres y una mujer cubanos cuya embarcación se hundió en Las Bahamas en medio de una tempestad hace poco más de un mes. En concreto, en las proximidades de Cayo Anguila, un islote deshabitado al que llegaron nadando. Allí han pasado 33 largos días, sin víveres ni agua potable, pero supieron buscarse la vida y sobrevivieron a base de cocos, caracoles y… ¡ratas! Por fin este martes ha acabado su angustiosa experiencia tras ser rescatados por la Guarda Costera de Estados Unidos.

El teniente Riley Beecher y su equipo hacían una inspección rutinaria en su helicóptero por la zona el lunes cuando, de repente, vieron algo poco común, que parecían banderas ondeando en medio de la isla. Decidieron aproximarse más y comprobaron que se trataba de tres personas pidiendo auxilio. Este helicóptero no estaba preparado para efectuar el rescate, pero les lanzaron agua, comida y una radio para poder comunicarse con ellos; fue así como les dijeron que no tenían víveres y a lo que estaban recurriendo para sobrevivir. También gracias a la radio averiguaron que la mujer tenía niveles bajos de azúcar en sangre y, aunque la operación para sacarlos de la isla tuvo que cancelarse por condiciones meteorológicas desfavorables, sí pudieron enviar otra tripulación que les lanzó más alimentos y paquetes con productos azucarados para la mujer.

Por la mañana del martes la Estación Aérea de la Guarda Costera ya pudo poner en marcha el operativo de rescate de los tres náufragos. Aunque con signos de deshidratación y fatiga, mostraban buenas condiciones físicas para todo el tiempo que habían permanecido aislados (habían conseguido ese relativo buen estado gracias, sobre todo, a la hidratación proporcionada por los cocos). Fueron trasladados por los agentes costeros de inmediato al Centro Médico de Lower Keys, en Key West (Florida) para que fuesen examinados. “No puedo recordar un caso en el que hayamos salvado a personas que hayan estado varadas durante más de un mes en una isla”, relataba Brandon Murray, oficial de guardacostas estadounidense, en ABC News. “Es algo nuevo para mí”.

La Guarda Costera ha detallado en un comunicado que la operación fue “muy compleja” y que “involucró activos y tripulaciones de diferentes unidades, pero gracias a la buena comunicación y coordinación entre los centros de comando y los pilotos”, resultó un éxito y pudieron “llevar a todos de manera segura a un centro médico antes de que la situación empeorara”. “No todos los días te encuentras con tres personas varadas durante 33 días en una isla”, ha comentado, por su parte, el teniente Beecher. “Ver el alivio en sus rostros cuando les has dado algo de esperanza es asombroso y muy gratificante”.