1. home
  2. /En la red

Un hombre convierte el aeropuerto de Chicago en su refugio contra el coronavirus

Aditya Singh cogió un vuelo desde Los Ángeles y cuando aterrizó no abandonó las instalaciones

2 Minutos de lectura
Se trata del aeropuerto O'Hare de Chicago

Aditya Singh ha estado tres meses viviendo en una zona segura del aeropuerto de Chicago por miedo al coronavirus

© GettyImages

La mayor parte de los ciudadanos han pasado el confinamiento en sus hogares, aunque hemos visto que son muchas las opciones para intentar escapar al coronavirus: islas paradisíacas, bunkers en los que no falta de nada, casas aisladas, lugares remotos… y un aeropuerto. Ahí es donde el protagonista de esta historia se ha escondido por temor a la pandemia.

Aditya Singh tiene 36 años y es de California. Hasta hace tres meses vivía con sus compañeros de piso en Orange (Los Ángeles), pero desde entonces ha permanecido en una sección segura del aeropuerto internacional de Chicago: tiene miedo al coronavirus y no quiere regresar a su casa.

Se trata del aeropuerto O'Hare de Chicago
Vive en Orange (Los Ángeles) con sus compañeros de piso, pero sus temores le impiden abandonar Chicago para regresar ©GettyImages

Desde Los Ángeles hasta Chicago

Todo comenzó el 19 de octubre cuando su vuelo, procedente de la ciudad californiana, aterrizó en el aeropuerto internacional O‘Hare. Como el resto de pasajeros, abandonó el avión, pero no las instalaciones. Las autoridades policiales le detuvieron el pasado fin de semana después de que un par de empleados de United Airlines les notificasen la situación.

Ambos trabajadores solicitaron a Aditya Singh su identificación y les mostró una tarjeta del aeropuerto que, supuestamente, pertenecía a un director de operaciones que ejercía su profesión allí. El mismo que había denunciado la pérdida días después de que el californiano llegase a Chicago.

Se trata del aeropuerto O'Hare de Chicago
Ha sido acusado de allanamiento de morada de un área restringida (delito grave) y robo (delito menor) ©GettyImages

Dos delitos

Una parte de las autoridades judiciales le considera un peligro para la comunidad porque durante los últimos tres meses ha permanecido “en una parte segura del aeropuerto con documentación falsa”. No obstante, el Departamento de Aviación de Chicago (CDA) ha asegurado que “no representó un riesgo de seguridad para el O‘Hare o para los viajeros”.

Aditya Singh no tenía antecedentes penales y habría estado recibiendo comida gracias a otros pasajeros. Ahora ha sido acusado de allanamiento de morada de un área restringida (delito grave) y robo (delito menor). Ante la jueza ha explicado que se encontró la tarjeta de identificación, que no la robó, y que solo le daba miedo volver a casa debido a la pandemia. Han fijado para él una fianza de 825 euros: si la paga será puesto en libertad, pero tendrá prohibida la entrada al aeropuerto.