Amor de madre: Julie Lockwood da a luz a su propio nieto para ayudar a su hija

Breanna tenía problemas de fertilidad y encontró la solución más cerca de lo que ella y su marido pensaban

2 Minutos de lectura

10 de Noviembre 2020 / 18:25 CET

Su hija tenía problema de fertilidad

Cuando Julie se enteró de que su hija tenía problemas para concebir bebés se ofreció para ser su sustituta gestacional

© GettyImages

¿Hasta dónde está dispuesta a llegar una madre por sus retoños? Probablemente la respuesta general sería algo parecido a: “Hasta el infinito y más allá”. Julie Loving es un buen ejemplo de ello. Su hija tenía problemas para concebir bebés y ella quiso echarle una mano dando a luz a su propio nieto: un niño que nació el 2 de noviembre y se llama Briar.

Cuando Breanna Lockwood descubrió que tenía problemas decidió buscar todas las soluciones posibles para ponerla sobre la mesa y evaluar cuál era la más adecuada para ella y su pareja. Tal y como informa Today, se sometió a dos transferencias de embriones, sufrió un par de abortos y tuvo un embarazo ectópico. Todas estas complicaciones la condujeron hasta la posibilidad de contar con una sustituta gestacional.

  
 
 
 
 
 
 
Ver esta publicación en Instagram
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

 ⁣ A lot of new followers here! ⁣ Quick recap! ⁣ ⁣ My name is Breanna and my husband here is Aaron! In the middle is my sweet mama who’s 𝐜𝐚𝐫𝐫𝐲𝐢𝐧𝐠 𝐨𝐮𝐫 𝐟𝐢𝐫𝐬𝐭 𝐜𝐡𝐢𝐥𝐝 𝐚𝐬 𝐚 𝐠𝐞𝐬𝐭𝐚𝐭𝐢𝐨𝐧𝐚𝐥 𝐜𝐚𝐫𝐫𝐢𝐞𝐫! ⁣ ⁣ We are over the moon excited, but it took a long hard road to get here. After many many years of infertility and loss, we had our doctor come to us and say that ultimately my uterus was incapable of growing a child. ⁣ ⁣ On our path to become parents, I had a few miscarriages, and one that required a D&C (procedure to remove pregnancy) and I developed a condition called Ashermans Syndrome. Ashermans Syndrome is where bands of scar tissue form inside your uterus. Most commonly from a D&C procedure. Google will tell you it’s rare, but that’s not true. It mostly goes undiagnosed. I had no idea this could happen prior to going in to the operating room that day, and I am still devastated by it. ⁣ ⁣ My mama came to me multiple times offering to carry for us. My response? I laughed. “you crazy!?” lol... I did not think that was even possible. My mom, Julie, is 51 years old and had already been through menopause! But she was persistent. One thing about my mom is when she sets her mind to something, she goes for it. She’s a hardcore athlete, who’s completed multiple Boston marathons and super into heath and fitness. She sets a goal and she goes for it. ⁣ ⁣ Since we already had been through IVF, and my husband and I had no issues creating embryos with my egg and his sperm. Half the work was done. Our embryos were frozen already waiting for us. Once our fertility doctor was on board, he prepared my moms body to carry, taking her out of menopause through hormone therapy, and the rest fell into place. ⁣ ⁣ Julie is 36 weeks with our baby girl! Her first grandchild! This has been the wildest ride of our lives. We are so grateful for my mom and that we were given this opportunity ... I don’t think there’s ever been a morning I don’t wake up and pinch myself. ⁣ ⁣ Thanks for joining us on this adventure! We love hearing how far this story has reached, comment below where you’re from ♥⁣ ⁣ 📸: @oatsandhoneyphotography

 

Una publicación compartida de Breanna Lockwood (@ivf.surrogacy.diary) el

 

¿En qué consiste este proceso? Una mujer se queda embarazada portando el ADN de la pareja, un método que es muy caro: puede llegar a costar hasta 84.500 euros, una cantidad que Breanna y su marido no se podían permitir. Conociendo la situación con todo lujo de detalles, Julie se ofreció a gestar el bebé de su hija para que ésta pudiera formar una familia.

En plena forma

A pesar de la buena predisposición de la mujer, los médicos que trataron su caso no eran optimistas ya que tenía 51 años y, normalmente, la sustituta gestacional tiene que tener menos de cuarenta. Los especialistas estudiaron el caso en detalle y decidieron seguir adelante con un tratamiento personalizado por lo especial que era el caso: “Todos coincidimos en que es algo único. No es algo que nosotros hagamos regularmente y tampoco aconsejamos a la gente que lo haga. Esto es absolutamente excepcional”.

Su hija tenía problema de fertilidad
La edad de Julie, 51 años, era un riesgo porque las sustitutas deben tener como máximo 40©GettyImages

Julie fue sometida a varias pruebas previas antes de convertirse en la sustituta gestacional de su hija para saber si el proceso era viable. Con los resultados obtenidos, los doctores no encontraron razones para no seguir adelante: la madre de Breanna estaba en plena forma (es triatleta amateur) y las posibilidades de éxito ganaban por mayoría.

Un niño llamado Briar

Así las cosas, la abuela del bebé se quedó embarazada con el primer embrión y comenzó una experiencia que han querido compartir a través de las redes sociales. En una cuenta de Instagram han ido explicando todos los pasos de la gestación, cómo se encontraba Julie y hace unos días la mejor de las noticias recorrió el mundo entero: Briar había llegado al mundo en perfecto estado. El pequeño pesó algo más de tres kilos, midió 48 centímetros y ya forma parte de la feliz familia de Breanna y su marido.