home/EN LA RED

Una mujer decora su árbol con mascarillas para ayudar a sus vecinos

En un primer momento se propuso hacer 100 y ya ha cosido más de 400

1 Minuto de lectura

02 de Mayo 2020 / 17:02 CEST

Deb Siggins coloca sus mascarillas para sus vecinos

Ha cosido más de 400

© Deb Siggins

Queda mucho para que llegue la Navidad, pero Deb Siggins ha decorado un árbol cerca de su casa como si faltase poco. Vive en Lisbon, Iowa. Hace unas semanas empezó a coser mascarillas de tela para los trabajadores sanitarios del hospital local porque en este centro tenían escasez de medios como consecuencia de la pandemia del coronavirus.

En un primer momento, según contaba la propia Deb en declaraciones a goodmorningamerica.com, “mi objetivo fue hacer 100 y donarlas, pero más tarde mis amigos y familiares también querían algunas”. Desde entonces ha cosido más de 400.

A Deb, que tiene 55 años, le gusta coser y se sintió que debía ayudar en unas circunstancias como las actuales. “Sentí que es un regalo que podría ofrecer a otras personas porque es algo que Dios me ha dado”, decía.

Las coloca en su árbol como si lo decorase en Navidad
Deb Siggins cose mascarillas para sus vecinos ©Deb Siggins

Como sabía que no podía entregarlas directamente debido a las normas que obligan a guardar una distancia entre personas, pensó que una buena idea sería colgarlas en un árbol para que quien quisiera pudiera escoger la que más le gustase. Para que todo el mundo lo supiese lo publicó en su cuenta personal de Facebook.

Tanto a Deb como a su marido les gusta poner el árbol en Navidad y los dos comprobaron que la gente iba a verlo. “Fue realmente genial ver a las personas cómo cogían una mascarilla y se iban... Ha sido un éxito”, apuntaba.

El árbol tiene normalmente unas 30 mascarillas y Deb las repone con nuevos diseños. El coste que suponen lo asume ella. Cuando se le pregunta cómo se siente cuando ve que las personas las utilizan dice que “soy una persona que da así que me siento realmente bien”.

Tiene pensado seguir cosiendo mascarillas hasta que no haya necesidad. Sabe que hay una gran demanda especialmente después de que los centros de prevención las hayan recomendado incluso para aquellas personas que no presenten síntomas de la enfermedad.

Últimas noticias