PROTAGONISTAS

¡De película! Micayla le propuso matrimonio a Anthony a las cuatro horas de conocerse… y llevan diez años juntos

Reconoce que al verle supo que era el hombre de su vida. Pasados algunos meses de su propuesta, fue él quien lo hizo. Ahora son felices, tienen tres hijos y la gran lección de Micayla es que “el que duda está perdido”

por Tu otro diario /


Amor a primera vista. Esto fue lo que le ocurrió a Micayla Lally cuando vio por primera vez a Anthony en un mitin electoral. Dos meses después le conoció en unas elecciones en Australia en 2004. Ella recuerda que iba con una camiseta de la campaña, de color amarillo brillante, y que él se dirigió hasta ella para hacerle una pregunta.

matrimonio

(4 Princes/Facebook)

 

Al verle supo que era el hombre para ella. "Era el único, era él. Fue extraño, era solo la sensación de saberlo”, contaba en declaraciones recogidas por dailymail.co.uk.

RELACIONADO: John sorprendió a su novia con una increíble petición de matrimonio a ritmo de Bruno Mars

Estaban lejos de la ciudad, Anthony le dijo que la llevaba de regreso… y cuando estaban de pie frente a un restaurante en una de las calles principales, ella se arrodilló y le hizo la pregunta.

Lo tenía claro y él trató de convencerla para que se tomase más tiempo. No habían pasado nada más que cuatro horas desde que se habían conocido y creía que debían dejar transcurrir algunas más.

Todo cambió cuando a los cinco meses y medio de ese primer encuentro fue Anthony el que en esta ocasión se puso de rodillas. Y ella se acuerda de que le sobrevino la misma sensación que la vez anterior. “Empecé a tener esa extraña sensación de nerviosismo que era inusual”, explicaba.

Tenía el presentimiento de que podía ocurrir algo importante entre ellos y acertó. Estuvieron cenando y después fueron a un lugar desde el que podía verse Harbour Bridge, en Sidney, Australia. Entonces, él sacó el anillo.

Micayla, que tiene 37 años, escribía hace unos días en ‘popsugar.com.au’ que quizá había plantado una semilla o “tal vez me vio por lo que era -impetuosa, ingenua, aventurera y emocionante-“. Y añadía que no quería sugerir a la gente que haga estas propuestas en la primera cita pero sí sugería que se aprovechen los días.

Ahora llevan diez años casados y han renovado sus votos en varias ocasiones. Viven felices en Oregon, Estados Unidos, tienen tres hijos y ella acaba de escribir una novela.

Dice que nunca se ha arrepentido de lo que hizo entonces y recuerda que “el que duda está perdido”.