1. home
  2. /Economía

El último capricho (con playa privada) de Jeff Bezos y su novia Lauren Sánchez

Convertido en el segundo hombre más rico del mundo, el fundador de Amazon y su pareja se han hecho con un exclusivo rincón de la isla de Hawaii

2 Minutos de lectura

Jeff Bezos, fundador de Amazon, junto a su novia, Lauren Sánchez

© GettyImages

Ser la segunda personas más ricas del planeta permite darse ciertos caprichos, que no todo el mundo se puede permitir. A pesar de tener su mente puesta en los viajes espaciales y en la conquista de otros planetas, Jeff Bezos y su pareja, la periodista y piloto de helicópteros Lauren Sánchez acaban de adquirir una impresionante residencia en Hawaii. Durante una de sus escapadas, el fundador de Amazon y su chica quedaron totalmente prendados de una exclusiva mansión tropical situada en la bahía de La Perouse en la isla de Maui por la que no dudaron en desembolsar los 57 millones de euros que les pedían.

Jeff Bezos
La exclusiva propiedad, de más de 60.000 metros cuadrados, se encuentra en la bahía de La Perouse en la isla de Maui ©Google Maps

La casa, que está completamente aislada, se extiende a lo largo de un complejo de 60.000 metros cuadrados y aunque no hay mucha información sobre la propiedad, se dice que la residencia principal tiene aproximadamente 1.400 metros cuadrados en la que se incluye una cocina al aire libre con vistas al mar. Además al lado de la residencia principal hay una casa de invitados de 500 metros cuadrados, varias construcciones colindantes de propósito desconocido y una piscina perfectamente circular de 213 metros cuadrados. 

 

La propiedad, que se encuentra situada justo en el lado suroeste de Maui, una zona escasamente poblada, lejos de Kahului, la ciudad más grande de Maui, tiene su propia playa privada, de arena blanca y agua azul turquesa. Todas las estructuras son de un solo piso y están rodeadas de cuidados jardines preservando así aún más la intimidad de cada una de las estancias.

Lauren Sanchez, actual pareja de Jeff Bezos
Además de contar con la intimidad de una paradisiaca playa, Jeff y Lauren también tienen una piscina circular de más de 210 metros cuadrados ©GettyImages

Según los informes, la propiedad originalmente pertenecía al empresario de energía con sede en Colorado Doug Schatz, quien la adquirió en 1996 con sus socios comerciales por 3.6 millones de euros. Más tarde, en 1999, Schatz y su esposa compraron la totalidad de la propiedad y gastaron varios miles más para renovarla a su gusto.

Pero esta casa de Bezos no es la única joya que hay entre sus propiedades inmobiliarias pues, el empresario también tiene una casa valorada en 142 millones de euros en Beverly Hills, varios apartamentos en un edificio de Manhattan valorados en más de un millón de euros, así como una exclusiva residencia en Washington, entre otras.