1. home
  2. /Economía

Se interrumpe la construcción de la primera fábrica de Tesla en Europa debido a la hibernación de una serpiente

Los planes de Elon Musk de inaugurar en 2021 la imponente obra deberán ser pospuestos

2 Minutos de lectura

Elon Musk tenía planeado inaugurar la fábrica el 4 de julio de 2021

© GettyImages

Elon Musk -director general de Tesla Motors-, desde el verano del año pasado, ya se mostraba sumamente entusiasmado por comenzar la construcción de la que sería su primera fábrica de Tesla en Europa, la cual estaba siendo levantada a las afueras de Berlín, en Alemania. Sin embargo, una inesperada jugarreta de la naturaleza impedirá que sigan adelante los planes de inaugurar la imponente obra el 4 de julio de 2021, debido a la hibernación de la serpiente coronella austriaca, la cual ha hecho que las obras sean suspendidas indefinidamente.

Según recoge Bloomberg y de acuerdo con un informe del Juzgado de lo Administrativo de Frankfurt, se ha ordenado detener la construcción de la Gigafactoría 4, el proyecto más ambicioso de Tesla en Europa. La suspensión se debe a que el levantamiento de las instalaciones de la compañía depende de la tala de un bosque de 83 hectáreas, zona que es el hábitat de la serpiente coronella, la cual se encuentra hibernando en esta época del año.

Para que Tesla logre tener su fábrica en Alemania, necesita los permisos de las autoridades locales, las cuales a su vez están obligados a consultar el tema con grupos ecologistas y con las comunidades cercanas al lugar. Fue precisamente esa consulta la que echó para atrás los planes del empresario, ya que la Unión por la Conservación de la Naturaleza y Biodiversidad (NABU), un grupo local de activistas, fue la que dio la alerta a las autoridades sobre el peligro que corre el reptil, argumentando que Tesla no ha realizado los esfuerzos necesarios para salvar a esta especie protegida.

Por otro lado, el grupo ambientalista ha reconocido que la compañía de coches eléctricos sí ha intentado capturar y reubicar a los especímenes, pero que esto no es suficiente, ya que una gran mayoría de ellos permanecen en el lugar y corren el riesgo de morir durante el invierno si sus refugios son destruidos. Esto supone un costoso atraso en el proyecto, al menos hasta que las autoridades alemanas finalicen la auditoría que determinará las condiciones en las que podrá seguir avanzando la obra.

Tesla
Los esfuerzos de Tesla por capturar y reubicar a los especímenes no han sido suficientes ©GettyImages

Otros obstáculos que ha enfrentado el proyecto de Elon Musk

La tala de árboles que amenaza a la serpiente coronella no ha sido el primer obstáculo que el ambicioso proyecto de la compañía ha enfrentado. En febrero de este año, los trabajos de deforestación también tuvieron que ser detenidos debido al supuesto impacto que pudieran tener en la vida silvestre, además de que había riesgo de que el suministro de agua potable de las comunidades aledañas fuera dañado. Sin embargo, se siguió adelante con la obra gracias a que se hicieron costosas modificaciones al proyecto para que los riesgos planteados por los ecologistas no sucedieran.

En octubre de este año, Tesla volvió a consultar con los habitantes de la zona sobre el consumo de agua de la fábrica y después de recibir cientos de quejas, la compañía se comprometió a reducir la cantidad de agua utilizada, de 3,3 millones de metros cúbicos a 1,4 millones, una vez que la fábrica esté en funcionamiento, promesa que logró que se continuara avanzando con el proyecto.

tags: