1. home
  2. /Economía

Alquilar un piso en tiempos del coronavirus: ¿es legal incluir una ‘cláusula Covid’ en el contrato?

Los nuevos arrendamientos añaden un anexo en el que se especifica qué ocurriría en determinados escenarios

2 Minutos de lectura
Man looking at woman signing papers of new house

El origen de esta medida lo encontramos en el conflicto generado entre estudiantes y propietarios

© GettyImages

Septiembre es un mes asociado a la vuelta a nuestra rutina. Un regreso que muchas veces está acompañado de cambios de diferente magnitud: uno de ellos es el residencial. Son muchos los que aprovechan el inicio del nuevo curso para mudarse y otros que se ven obligados por las circunstancias académicas. En ambos casos la fórmula imperante es la del alquiler, que tampoco ha podido escaparse a las consecuencias del coronavirus: ¿es legal incluir una cláusula relacionada con el Covid-19?

Para responder a esta pregunta tenemos que retroceder hasta el mes de marzo. El confinamiento pilló a muchos estudiantes fuera de sus pisos de alquiler mientras otros regresaban a sus lugares de origen tras la cancelación del curso universitario. Unos y otros se encontraron en la misma tesitura: sus pertenencias estaban en una casa a la que no podían ir. Y los propietarios, por su parte, no podían alquilarla de nuevo.

Pensando en el futuro y con el objetivo de prevenir situaciones de este tipo, el sector inmobiliario ha introducido una nueva cláusula en los contratos. Ésta establece que si se declara un nuevo Estado de Alarma, el inquilino puede abandonar la casa y cancelar el contrato sin tener que pagar penalización alguna. Pero, ¿es legal esta medida?

Close-up of woman holding house key in new home
Los asesores legales recomiendan incluir todo tipo de anexos para dejar claras las condiciones del contrato ©GettyImages

Más anexo que cláusula

La asesoría jurídica Legálitas explica en su blog que este tipo de cláusulas están dentro de la legalidad e, incluso, recomiendan añadirlas a los contratos: “Un anexo de este tipo puede ser recomendable para ambas partes: caseros e inquilinos. De esta manera ambos tendrán claro cómo se actuaría en esta situación hipotética y resolvería las dudas al respecto”.

Antes de la irrupción del coronavirus casi ningún contrato de alquiler incluía este tipo de puntualizaciones que hacían referencia a las condiciones del arrendamiento en caso de pandemia. Ahora es lo habitual ya que cuanto más detallado sea un contrato, más beneficioso será para las dos partes. Por lo tanto y teniendo en cuenta que se trata de un anexo que especifica unas condiciones, es legal.