¿Comprarías esta isla privada en Irlanda con solo ver un vídeo de ella?

Un comprador anónimo ha pagado 5,5 millones de euros por hacerse con este lugar sin tan siquiera haberlo visitado previamente

2 Minutos de lectura

18 de Julio 2020 / 18:48 CEST

Comprador anónimo adquiere una isla en Irlanda viendo solo un vídeo de ella

Horse Islanda, está ubicada en Irlanda

© Private Islands

Horse Island, una isla privada cerca de la costa sur de Irlanda y con una superficie de 63,5 hectáreas ha sido vendida este mes. Una adquisición que ha costado nada más y nada menos que 5,5 millones de euros, a pesar de que su comprador nunca ha puesto un pie en él antes de hacerse con ella.

El rico anónimo es europeo y tan solo necesitó un vídeo tour de la isla para caer rendido a sus pies. “El propietario se enamoró del paisaje”, dijo Thomas Balashev, director ejecutivo de Montague Real Estate, que ayudó a negociar el acuerdo. El propietario comenzó a buscar una isla antes de la pandemia del coronavirus pero cuando la crisis comenzó intentó llegar a un acuerdo lo más rápido posible.

¿Comprarías esta isla privada en Irlanda con solo ver un vídeo de ella?
Una de las siete propiedades que cuenta con todo tipo de comodidades©Private Islands

La isla está localizada en Roaringwater Bay, parte de una región atlántica bucólica en el oeste de Cork. Cuenta con siete casas con todo tipo de comodidades y lujos, incluyendo una propiedad principal y dos casa de huéspedes. Además en el exterior destacan un muelle, helipuerto, gimnasio, una casa de juegos y una cancha de tenis.

A pesar de estar bastante aislada, la isla cuenta con su propio sistema de electricidad, agua, alcantarillado y varias playas que aseguran la completa privacidad del propietario. En plena naturaleza con unas vistas espectaculares al Océano Atlántico, es normal que se haya vendido.

¿Comprarías esta isla privada en Irlanda con solo ver un vídeo de ella?
La isla cuenta con tres playas©Private Islands

Lo cierto es que la pandemia del coronavirus ha impulsado la compra de este tipo de islas privadas apartadas de las aglomeraciones. Según recoge la ‘CNN’, la gente busca cada vez más propiedades o terrenos en lugares remotos donde poder escapar a un lugar exclusivamente para ellos.

Horse Island es una propiedad con historia. En la época victoriana, había una mina de cobre y la población era de cerca de 130 personas pero en la década de 1960 sus habitantes abandonaron el lugar. Posteriormente, un magnate alemán compraría la isla y la renovaría. En 2017 fue comprada por Deborah y Adrian Fitzgibbon que la pusieron a la venta en 2018 hasta ser adquirida por este último comprador anónimo.