1. home
  2. /Divulgación

Diana Mitford: la musa inglesa del fascismo

La ‘mujer más bella de Inglaterra’ se casó en casa de Goebbels con Oswal Mosley

3 Minutos de lectura
Aristócrata

Diana Mitford tuvo una vida tan apasionante que fue llevada a televisión

© GettyImages

Es una de las llamadas “Kardashian” de mediados del siglo XX: todo lo que las Mitford hacían era objeto de comentarios y alboroto. De familia aristocrática, unas se hicieron fascistas, otras abrazaron el comunismo y alguna llegó a convertirse en exitosa novelista. De las seis hermanas, Diana, la más guapa, protagonizó una vida tan apasionante que la televisión no dudó en llevarla a la pequeña pantalla como uno de los personajes de la sexta temporada de la serie ‘Peaky Blinders’. ¿Quieres saber más de esta atractiva mujer, íntima de la duquesa de Windsor, que pasó de ser una rica heredera a transformarse en figura idolatrada por el fascismo?

England/UK: Three of the Mitford Sisters - Unity, Diana & Nancy Mitford in the 1930s
De izquierda a derecha, Unity, Diana y Nancy, tres de las seis hermanas Mitford, en la década de los 30 ©GettyImages

Diana nació en junio de 1910, en la casa familiar del condado de Oxforshire, en Inglaterra. Era la tercera de las hijas de David Ogilvy, lord de Redesdale, y su esposa, Sydney Bowles. De familia perteneciente a la alta sociedad, sus padres tenían fama de excéntricos y snobs pese a que su economía no parecía pasar por un momento boyante. Educaron a sus hijas con institutrices, aunque de manera anárquica y privándolas de la práctica de deporte para no engordar las pantorrillas o ir a la Universidad.

Pero todo aquello no las privó de codearse con lo más granado de la sociedad que empezaba a moverse por los salones londinenses del periodo de entreguerras. Era la Inglaterra de Jorge V y Diana, de deslumbrante atractivo –llegó a ser considerada la mujer más guapa de su tiempo-, conoció en 1929 al heredero de la millonaria dinastía cervecera irlandesa, Bryan Guinness.

Los ojos de Diana, azul zafiro, conquistaron al joven aspirante a escritor y la boda se celebró por todo lo alto en la iglesia de Santa Margarita, de Westminster. Ella llevaba un fabuloso vestido en raso adornado con incrustaciones en pedrería y una tiara floral que causó sensación en los semanarios de moda de la época.

Bryan Guinness And Diana Mitford
Bryan Guinnes quedó fascinado con Diana nada más conocerla, en 1929, y se casaron ese mismo año en la iglesia de Santa Margarita, de Westminster ©GettyImages

El matrimonio ofrecía veladas en su residencia de Chelsea que congregaban a Lytton Strachey y al mismo Winston Churchill. La novela de Evelyn Waugh, ‘Cuerpos Viles’, está dedicada a estos festejos. Aquello solo era comparable al glamour que desprendía Margatet Whigham, futura duquesa de Argyll. La pareja tuvo dos hijos, pero en 1934 llegó el divorcio. Diana se había enamorado nada menos que del apuesto Oswal Mosley, el fundador de la “Unión Británica de Fascistas” que había debutado en política como ministro del laborista Ramsay McDonald.

Él pertenecía también a la aristocracia y estaba casado -con una hija del virrey de la India, George Curzon-, pero eso no impidió que se hiciesen amantes. La casa que Diana había adquirido en el elitista barrio de Belgravia se convirtió en su nido de amor y conspiraciones políticas. El naciente fascismo británico abogaba por un fuerte nacionalismo que devolviese el esplendor imperial a una Gran Bretaña desplazada económicamente por Estados Unidos tras el final de la Gran Guerra y humillada en Sudáfrica por los bóers. Mosley aspiraba a ser una especie de fürher británico y Diana estaba dispuesta a servirle como apoyo.

Unity Mitford with Sister Diana Guinness and Sons
En la imagen, Diana Mitford (a la derecha), aún casada con Bryan Guinness, aparece con sus dos hijos y con su hermana Unity ©GettyImages

Diana se convirtió en una asidua visitante de Alemania e invitada de honor en los Congresos Nacionales del Partido que se celebraban en Nuremberg. Ella y su hermana Unity, convencida nazi, estaban fascinadas por el potencial que el nacionalsocialismo estaba desplegando sobre Europa. Para las Juegos Olímpicos de Berlín que se celebraron en 1936, dicen que Hitler puso un Mercedes con chófer a su disposición. Semanas después, Diana y Mosley se “casaban” en el salón de la residencia de Goebbels, todopoderoso ministro de Propaganda, ante el mismísimo Adolf. La pareja tuvo un único hijo en 1938.

En un contexto de anexiones y expansionismo territorial, el inicio de la Segunda Guerra Mundial parecía inevitable. Diana y su esposo tuvieron que acogerse en Inglaterra a un régimen de vigilancia forzosa debido a sus claras afinidades fascistas que les llevó a una especie de reclusión en una granja en los terrenos de la prisión de Holloway, cerca de Londres. Habían pasado de ser los amos de la buena sociedad al matrimonio más odiado del Reino Unido. Y eso que Diana mantenía cierto parentesco familiar con Clementine, la esposa de Churchill.

Oswald And Lady Mosley
Diana comenzó a salir con Oswal Mosley estando él aún casado y, años después, ya como pareja oficial, tuvieron su único hijo en común ©GettyImages

Diana y Mosley pasaron los últimos años de su vida en Francia, en un palacete en las afueras de París cercano al de los “exiliados” duques de Windsor, el antiguo soberano Eduardo VIII y su mujer Wallis Simpson, con los que compartían simpatías políticas. Siguieron manifestando su apoyo público al “Unión Movement”, el partido heredero del fascismo inglés. En su madurez, Diana publicó dos libros de memorias.

Diana Mitford murió en la capital de Francia en 2003 como consecuencia de una apoplejía. Era viuda desde el fallecimiento de Oswald Mosley en 1980.