1. home
  2. /Deportes

Una niña de cinco años que no sabe muy bien qué hacer provoca las risas de Rafa Nadal en Australia

La pequeña fue la encargada de lanzar la moneda en el sorteo previo al partido del mallorquín frente a Yannick Hanfmann

2 Minutos de lectura
Open de Australia

La pequeña, abrumada por la situación, no parecía estar tan cómoda como los jugadores sobre la pista

© Pantallazo de Eurosport

Una parte de la actualidad deportiva se encuentra, en este momento, en Australia: allí se está disputando el primer Grand Slam de la temporada, donde Rafa Nadal ha alcanzado la tercera ronda donde se medirá al ruso Karen Kachanov, número treinta del mundo. Para llegar hasta ahí, previamente, tuvo que vencer a Yannick Hanfmann en un partido cuya previa estuvo marcada por un divertido momento.

Antes de cada encuentro se lleva a cabo un sorteo para para decidir quién empieza sacando y quién restando así como el lado de la pista. La cita entre Rafa Nadal y el alemán Yannick Hanfmann no fue una excepción, aunque el protagonismo, durante unos minutos, no fue para los tenistas sino para la pequeña que se encargaba de repartir fortuna.

Open de Australia
En una rueda de prensa, el balear desvelaba que no ha podido solucionar los problemas de su pie ©GettyImages

El partido ante Yannick Hanfmann

La niña de cinco años fue presentada por el árbitro como Leyla y, a juzgar por el gesto de su rostro, no terminaba de estar muy cómoda sobre la pista. Tras encargarse de lanzar la moneda, la pequeña parecía abrumada por la situación y muchos temieron que saliera corriendo. No sucedió: tras indicarle los pasos que debía seguir, posó junto a Nadal y Hanfmann y salió de allí. El balear no pudo reprimir las risas ante la escena: después terminaría ganando el partido en tres sets (6-2, 6-3 y 6-4).

El escafoides

Rafa Nadal ha regresado a la acción ilusionado tras un tiempo sin poder jugar: en el último mes y medio no sólo ha superado el coronavirus, también ha tenido que enfrentarse al último capítulo de los problemas que sufre en el pie. El balear desvelaba en una rueda de prensa que tiene el escafoides partido por la mitad: “Así es difícil que la lesión esté olvidada. Esto es una verdad como un templo y no va a estar olvidada por el resto de mi vida. Lo demás es engañaros a vosotros y engañarme a mí. Tengo un problema que no tiene solución ahí debajo”.

Open de Australia
Rafa Nadal se medirá al ruso Karen Kachanov, número treinta del mundo, en la tercera ronda ©GettyImages

El número cinco del Ranking ATP es consciente de que las condiciones para lo que le queda de carrera no van a ser perfectas, pero confía en que su pie le deje desarrollar su actividad profesional de manera continuada: “Eso es lo que estamos intentando. Lo que no voy a hacer es jugar sin tener opciones absolutamente de nada o para que sea un sufrimiento extremo”.

Al hilo de esto, Nadal recordaba que sigue jugando al tenis porque le hace feliz y porque le motivan los retos. Si esto cambia, sabe cuál será el próximo paso: “Si llega un momento que el dolor supera todo lo demás y te quita la ilusión de lograr los objetivos, hay pensar en otras cosas. Tengo que estar preparado para aceptar lo que pueda ir viniendo en esta vida. No soy muy de pensar en negativo: soy una persona positiva en general e intento ver las cosas pensando que van a ir a mejor”.