1. home
  2. /Deportes

Esta fue la primera frase que Jon Rahm le dijo a su hijo tras ganar el US Open y confirmar que es el heredero de su ídolo Seve

El jugador de golf español logra el triunfo una semana después de haber dado positivo en coronavirus

2 Minutos de lectura
Jugador de golf

Se une a los españoles que tienen un Grand Slam en su palmarés: Severiano Ballesteros, José María Olazábal y Sergio García

© GettyImages

Kelley y Kepa estaban en el último hoyo, el número 18. Aguardaban impacientes el desenlace de la cita, la madre más que el niño que, con tres meses, no era consciente de lo que ocurría a su alrededor. Se lo recordó su padre cuando le cogió en brazos tras convertirse en el flamante campeón del US Open: “No tienes ni idea de lo que esto significa ahora mismo”. El digno heredero de Seve Ballesteros tenía toda la razón.

Jon Rahm regresaba a la acción tras dar positivo por coronavirus hace dos semanas en el Memorial Tournament, justo cuando acariciaba la victoria con la punta de los dedos. La historia le había guardado un merecido capítulo en Torrey Pines, un escenario especial para el vasco: allí logró su primera victoria PGA, allí pidió matrimonio a su mujer y allí se ha unido a los campeones españoles que presumen de un Grand Slam en su palmarés: Severiano Ballesteros (5), José María Olazábal (2) y Sergio García (1).

Jugador de golf
Su principal rival fue el sudafricano Oosthuizen, que tuvo una mala salida en el hoyo 17 ©GettyImages

Lo hace, además, escribiendo ese capítulo con letras de oro puesto que ha conquistado un torneo que aún no tenía el golf español. El US Open de Jon Rahm entra en la historia del deporte patrio junto a los tres British de Seve y los Masters de Augusta que también ganó Ballesteros, Olazábal y Sergio García. Un triunfo que iba a llegar tarde o temprano pues en 2020 ya logró ser número uno del mundo.

El hoyo 17: el más difícil

La batalla se redujo a dos nombres después de que Brooks Koepka, Collin Morikawa, Bryson DeChambeau, Mackenzie Hughes o Matthew Wolff se derrumbasen en los nueve últimos hoyos. Oosthuizen y Rahm demostraron tener nervios de acero y una capacidad clave para no meterse en líos. Empezó el primero en el liderato con tres golpes sobre el español, pero no tardó en sentir el aliento del vasco cuando firmó un par de birdies en los dos primeros hoyos.

Jugador de golf
Pudo celebrar el histórico triunfo con sus padres, a los que no veía desde hacía año y medio ©GettyImages

Tras superar el que es para mucho el hoyo fatídico, el 13, desde siguiente Jon Rahm rozó el birdie hasta que lo encontró. Lo hizo en el lugar más complicado de todos, el 17 (de izquierda a derecha, complicado de leer) y repitió en el 18. Emoción contenida hasta que Oosthuizen hizo una mala salida en el 17 que le dejó fuera de combate.

Celebración por todo lo alto

Un triunfo histórico (por el que se ha embolsado 1.820.243 euros) hay que celebrarlo como tal: por todo lo alto. Y Jon Rahm pudo hacerlo junto a su mujer Kelley, con su hijo de apenas tres meses, Kepa, y con sus padres a los que no veía desde hace año y medio.

tags: